El presidente de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, José María Barreda, ha afirmado este miércoles que estaba "seguro" de que el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero no iba a discriminar a unas autonomías sobre otras a la hora de poder refinanciar su deuda y ha celebrado "que lo hayan verbalizado porque, lógicamente, lo contrario sería inadmisible".

Según ha señalado Barreda en Guadalajara en declaraciones a los medios, el Gobierno es el principal garante de la "igualdad" y en el Estado de las autonomías el Gobierno de España tiene como una de las misiones más importantes precisamente garantizar "no solamente la unidad nacional sino la cohesión y la vertebración del conjunto del territorio". "Y no puede hacer dejación de esa responsabilidad bajo ningún concepto", ha apostillado.

A su juicio, es "elemental" que todos los españoles tienen los mismos derechos y son iguales y no puede haber "ningún trato que privilegio a unos territorios con respecto a los otros" .

Por lo que respecta a la situación financiera en Castilla-La Mancha, el presidente regional ha afirmado que hay "una situación de absoluta normalidad y tal es así que todavía tenemos unas posibilidades de endeudamiento que no hemos aprovechado y que están autorizadas".

La situación "no es dramática"

Por tanto, ha agregado, "no hay ninguna situación dramática ni de dificultad que no sea digerible en términos financieros". En ese sentido, José María Barreda ha señalado que lo que Castilla-La Mancha dedica a hacerse cargo de la deuda pendiente de los créditos prestados es una carga financiera "inferior a la media nacional y muy inferior a otras comunidades", como por ejemplo, la Comunidad de Madrid. "Por lo tanto es una situación de normalidad", ha asegurado.

Barreda ha dicho que ahora está "muy de moda" preguntarse sobre la viabilidad del propio modelo autonómico y cree que se debería ser "más riguroso" a la hora de hablar de este tema, sobre todo cuando lo hacen personas que "tenemos responsabilidades".

Según el presidente regional, hay que hacer pedagogía política y hay que ajustarse a la realidad "porque España con la Constitución de 1978 puso en marcha un Estado democrático y Autonómico y Es el estado que tenemos y que con el que España ha conocido el periodo más largo en democracia y más fructífero de toda nuestra historia".

De este modo, ha señalado que a Castilla-La Mancha la autonomía política "le ha ido muy bien sobre todo porque desde que tenemos transferidas las competencias de las políticas que afectan a la vida de los ciudadanos hemos mejorado mucho".

José Maria Barreda ha hecho estas declaraciones en patio del Centro san José de Guadalajara en una visita a los efectivos mecánicos del Plan Infocam para apoyar a la Diputación Provincial en situaciones de emergencia por nevadas.