Los pasteleros andaluces prevén una bajada de las ventas de roscones de Reyes del 40 por ciento, lo que provocará una menor producción de este producto, y lamentaron los efectos que tendrán en este sector las subidas de la electricidad y del azúcar como materia prima, lo que podría conllevar una subida desigual de los precios.

Según ha indicado a Europa Press el presidente de la Federación Andaluza de Pasteleros, Ángel Carazo, el sector actualmente está "totalmente asustado", especialmente "con la subida de la electricidad, pues el 25 por ciento de los costes de producción lo supone la luz, que se emplea en la maquinaria, los hornos y cámaras frigoríficas; nuestra fabricación depende muchísimo de la electricidad".

Asimismo, en ese sentido ha recordado que "ya habíamos soportado otra subida 'encubierta' y ahora se incrementará el precio un diez por ciento más".

Ha indicado que a ello se suma la subida del azúcar, donde "existe una escasez de proveedores, que no nos están sirviendo la materia prima con la fluidez de otros años", de manera que "entre esas dos subidas se encarece nuestra fabricación".

Ha apuntado que el sector prevé un 40 por ciento menos de producción por una bajada en los mismos términos en las ventas y ha lamentado que "para colmo, este miércoles, 5 de enero, el día más fuerte de ventas, puede haber lluvias, por lo que el mal tiempo puede influir en las compras, las previsiones son agoreras".

Subida de precios y cierre de pastelerías

Carazo ha recordado que el año pasado "casi nadie subió los precios, pero este año va a ser casi imposible aguantar los mismos precios, aunque ahora mismo estamos sin saber cómo va a salir el producto".

Ha precisado que, a su juicio, "se han podido subir un diez por ciento los precios, según nuestros cálculos", tras lo que ha apuntado que el sector "estará expectante para ver cómo reaccionan los consumidores ante unas subidas de precios, que serán seguras y justas, y que tiene su lógica ante la situación en la que estamos".

Carazo ha lamentado además el cierre de pastelerías que ya se ha registrado en el sector, a la que se "se sumarán muchas más con esas subidas de costes que se nos avecina". Ha precisado que en Sevilla y provincia se ha registrado el cierre de en torno al diez por ciento de confiterías y pastelerías asociadas.

"Hay que apretarse el cinturón pero nos lo van a apretar tanto que nos va a dejar sin representación", ha agregado.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.