El secretario general de UPA, Lorenzo Ramos, ha pedido que la nueva Ley de Calidad Agroalimentaria sea "valiente" y aborde el "principal problema" del sector agrario que es que "no tiene precios", con lo que influye en la rentabilidad de las explotaciones.

Así ha invitado al PP y al PSOE a que trabajen en conjunto para llegar a un texto legislativo que luche contra la "indefensión" del sector y en donde es necesario el establecimiento de contratos que regulen unas "condiciones mínimas" a la hora de establecer los precios.

En un desayuno informativo en Mérida, en el que también ha participado el secretario general de UPA-UCE Extremadura, Ignacio Huertas, la organización agraria ha destacado que tiene depositada en esta norma "muchas expectativas" y este último ha confiado en que consiga sentar un marco de negociación entre los agricultores y los ganaderos y el resto de los componentes de la cadena alimentaria para llegar a una relación "más equilibrada" que la actual.

Durante el acto informativo, Huertas ha puesto de relevancia que la renta agraria de los agricultores extremeños en 2010 ha sido "casi la misma" que la de 2000 y ha puesto el ejemplo de Francia, que cuenta con una ley similar a la que está trabajando España, y en donde la renta agraria ha ascendido un 31,4%.

(Habrá ampliación)

Consulta aquí más noticias de Badajoz.