Los padres de Amalia y Aitana, los últimos con 'cheque-bebé'

  • Amalia vino al mundo a las 23.59 del 31 de diciembre de 2010 en Logroño.
  • Aitana nació cinco minutos antes de la medianoche en Tenerife.
  • La ayuda desaparece para los padres de los bebés de 2011.
La pequeña Amalia Fernández Nestares, hija de David y Silvia, nació a las 23.59 horas del 31 de diciembre de 2010.
La pequeña Amalia Fernández Nestares, hija de David y Silvia, nació a las 23.59 horas del 31 de diciembre de 2010.
EFE

Amalia, en la España peninsular, y Aitana, en las Islas Canarias, han sido los últimos bebés cuyos padres tendrán derecho a cobrar el cheque-bebé, la prestación de 2.500 euros que ha terminado con las últimas campanadas de 2010.

Amalia, que nació a las 23.59 horas de este viernes en el Hospital San Pedro de Logroño, se ha adelantado una semana y es el último recién nacido en la península española que recibirá el chequé-bebé, lo que ha sido "una sorpresa" para sus padres que emplearán parte de esta cantidad a "celebrar la Nochevieja dentro de unos días".

David Fernández, de 34 años, y su mujer, Silvia Nestares, de 33, esperaban que su segundo hijo naciera entre el cinco y el siete de enero próximos, por lo que decidieron trasladarse desde Logroño, donde viven, al pueblo familiar de Jubera para celebrar la Nochevieja, según han relatado.

"La niña no quería esperar"

La madre ha añadido que pasó todo el viernes con molestias y alguna contracción, pero, como no esperaban a la niña hasta la próxima semana, optaron, a última hora de la tarde, por trasladarse a Jubera, a unos 25 kilómetros de Logroño, para pasar la Nochevieja, aunque, al poco de llegar, hacia las diez de la noche, tuvieron que regresar porque "la niña no quería esperar".

David Fernández ha comentado que, en cuanto llegaron al Hospital, les dijeron que el parto sería rápido y, "de hecho, nació poco antes de dar las campanadas".

"Cuando me pusieron la niña en mis brazos, pregunté qué hora era porque veía movimiento y oía a las enfermeras que quedaba poco tiempo para las doce de la noche y me dijeron que faltaban uno o dos minutos", ha señalado la madre.

Se quedaron sin uvas

Este matrimonio, nacido en Logroño, no tomaron las doce uvas, pero prevén, cuando ya estén en casa, celebrar la Nochevieja con la familia, con uvas y cava, y con la incorporación "inesperada" de Amalia, que ha nacido de parto natural, ha pesado 3,160 kilogramos y ha medido 48 centímetros.

Esta pareja, que trabaja en una empresa familiar de jamones ubicada en Logroño, ha recordado que cuando supieron que esperaban la llegada de su primer hijo, Saúl, que el próximo día tres cumplirá tres años, no estaba previsto el cheque-bebé, aunque lo recibieron al nacer en enero del año siguiente.

Ahora, ha sido al revés, porque no contaban con este cheque bebé porque preveían que Amalia naciera en 2011 y, sin embargo, lo recibirán, ha comentado su padre, quien ha insistido en que "ha sido una sorpresa" que no esperaban y que no saben aún a qué destinarán.

"Nosotros preferíamos que hubiera nacido en enero, después de las fiestas de Navidad, pero ha sido antes y aquí estamos, tan felices", ha añadido el padre de Amalia, cuyo nombre lo eligió su madre porque lo leyó en una revista y le gustó, incluso antes de saber si sería niña o niño.

La última en Canarias

Por otro lado, el último nacimiento de 2010 en el archipiélago canario se produjo en el Hospital Universitario de Canarias, a las 23.55 horas.

Aitana nació cinco minutos antes de las campanadas con un peso de 3.430 gramos y con 52 centímetros de talla. Es el segundo hijo de una pareja española.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento