Núria de Gispert, primera presidenta del Parlament, y Artur Mas.
Núria de Gispert, primera presidenta del Parlament, y Artur Mas. ACN

El Parlament de Catalunya iniciará el debate de investidura de Artur Mas como presidente de la Generalitat el lunes 20 de diciembre y culminará, con toda probabilidad, el día 23 con la votación definitiva, en la que podrían abstenerse PSC y PP, lo que posibilitaría la elección del líder de CiU.

CiU no quiere renunciar a partes sustanciales de su programa para ganarse el apoyo de algún grupo de la cámaraLa nueva presidenta del Parlament, Núria de Gispert, elegida este jueves para el cargo en la sesión constitutiva de la cámara, ha firmado este mediodía la resolución formal en la que propone a Mas como candidato a la presidencia de la Generalitat. Lo ha hecho después de reunirse con los líderes de las siete formaciones con representación parlamentaria, que han estado de acuerdo con las fechas propuestas para celebrar el debate de investidura.

Tras reunir por primera vez a la Mesa y la Junta de Portavoces de la cámara, De Gispert también ha firmado la convocatoria del pleno de investidura, que se dividirá en dos mitades. La primera arrancará a las 11.00 horas del próximo lunes 20 de diciembre, con el preceptivo discurso del candidato a presidir la Generalitat, que no tendrá límite de tiempo para exponer las claves de su futura acción de gobierno y tratar de convencer a los grupos de que faciliten su proclamación.

La sesión se suspenderá hasta las 16.00 horas, cuando intervendrá el resto de líderes parlamentarios catalanes, empezando por Joaquim Nadal (PSC), Alícia Sánchez-Camacho (PP), Joan Herrera (ICV-EUiA) y, si da tiempo, también Joan Puigcercós (ERC). Al día siguiente, la sesión se reemprenderá con los discursos del grupo mixto: Joan Laporta (Solidaritat Catalana per la Independència) y Albert Rivera (Ciutadans).

Nadie se ha comprometido a facilitarle las cosas a MasFinalizadas todas las intervenciones, que podrán ser replicadas por el propio Mas, se procederá a la primera votación, en la que el candidato de CiU necesitaría la mayoría absoluta para ser investido presidente de la Generalitat. CiU dispone de 62 escaños, se encuentra pues a seis de la mayoría absoluta y da por hecho que ningún otro grupo le prestará esos votos para investir a Mas a las primeras de cambio.

De hecho, las negociaciones de los últimos días no han ido por ahí, ya que CiU no quiere renunciar a partes sustanciales de su programa para ganarse el apoyo de algún grupo de la cámara. En cambio, sí tiene la mirada puesta en la segunda parte del debate de investidura, que arrancaría el jueves 23 de diciembre, a las 10.00 horas, con una nueva intervención de Mas -que ha prometido no extenderse más de 20 minutos-, seguida del posicionamiento de los demás grupos.

Antes de marcharse a comer, los diputados afrontarán la segunda y más decisiva votación, en la que bastará la mayoría simple -más votos a favor que en contra- para que Mas sea investido. Mas necesita que o bien el PSC, o bien el PP, o a poder ser ambos e incluso algún grupo más, como ERC, se abstengan, para que los 62 votos de CiU sean suficientes.

Mas ha vuelto a apelar a la "responsabilidad" del resto de partidos para que no impidan su investiduraEste viernes Mas ha vuelto a apelar a la "responsabilidad" del resto de partidos para que no impidan su investidura en segunda vuelta y permitan que se abra una "nueva etapa" en Cataluña. De momento, nadie se ha comprometido a facilitarle las cosas, si bien los detalles observados en la jornada del jueves, en la que CiU se repartió con socialistas y populares las siete sillas de la Mesa del Parlamento, sin dar cabida a ERC e ICV-EUiA, invitan a pensar que la investidura podría ser una realidad el 23 de diciembre.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.