> Agentes sociales y económicos apuestan en 'AIR2010' por la responsabilidad social como "cultura

Agentes sociales y económicos apuestan en 'AIR2010' por la responsabilidad social como "cultura

Los representantes de los agentes sociales y económicos debatieron este jueves en 'AIR 2010', el Encuentro de Ciudadanía, Sociedad y Empresas Socialmente Responsables, sobre la necesidad de implantar las prácticas de responsabilidad social como una "cultura de empresa que vaya más allá del marketing", así como a incluir la igualdad de oportunidades en las empresas para "crear un entorno laboral responsable" y perseguir prácticas poco éticas como la precariedad laboral o el trabajo infantil.

Los representantes de los agentes sociales y económicos debatieron este jueves en 'AIR 2010', el Encuentro de Ciudadanía, Sociedad y Empresas Socialmente Responsables, sobre la necesidad de implantar las prácticas de responsabilidad social como una "cultura de empresa que vaya más allá del marketing", así como a incluir la igualdad de oportunidades en las empresas para "crear un entorno laboral responsable" y perseguir prácticas poco éticas como la precariedad laboral o el trabajo infantil.

El Foro de Diálogo de Agentes Sociales y Económicos estuvo moderado por el director general de Trabajo de la Consejería de Empleo, Daniel Rivera, quien destacó la necesidad de incluir en este encuentro a las organizaciones que forman parte del "proceso de acuerdo, consenso y colaboración para llevar a cabo el cambio de modelo productivo" e hizo referencia al VII acuerdo de Concertación Social en el que participan los agentes sociales y económicos y donde también se encuentran presentes la Responsabilidad Social y la igualdad de oportunidades entre mujeres y hombres.

Durante su intervención, Víctor Sáiz, responsable del Área de Relaciones Internacionales del Observatorio de Responsabilidad Social Corporativa, se refirió a cinco puntos fundamentales en RSC a la que definió como "un sistema de gestión responsable". Para ello, Sáiz señaló que es fundamental que las empresas cumplan con la legislación y las normativas vigentes así como la necesidad de contar con un mayor control de los compromisos éticos así como a que existan mecanismos de control y verificación. Asimismo, defendió que la RSC en las empresas debe "ir más allá del marketing y del cómo se nos ve" para pasar a ser un "compromiso real" y puso como ejemplo que las empresas vigilen también a sus proveedores y eviten prácticas como el trabajo infantil o situaciones de precariedad laboral.

El vicesecretario general de Relaciones Laborales y Política Institucional de UGT-A, Dionisio Valverde, también hizo referencia a la concertación durante su participación en el foro y puso el acento en la crisis económica y sus consecuencias en los desempleados. Para Valverde, "en este panorama de recesión, la RSC de las empresas juega un papel clave en el mundo laboral actual" y subrayó que las empresas "no son islas sino que tienen que llevar a cabo un diálogo social con quienes le rodean". Para el representante de UGT la RSC representa "un modelo de desarrollo sostenible que dignificará el trabajo y el empleo" y apostó porque sea una "cultura integral" en la empresa.

La secretaria de Acción Sindical y Relaciones Laborales de CCOO-A, Miriam Pinillos, subrayó que la responsabilidad social "no puede ser entendido como una nueva moda, marketing o aquello de que 'lo verde vende'" y se refirió a que no se deben permitir comportamientos que no son socialmente responsables como subcontrataciones en cadena, alta siniestralidad laboral, comportamientos antisindicales, la precariedad laboral o la falta de ética como es la contratación infantil".

Asimismo, Miriam Pinillos hizo referencia a la implantación de la igual-dad de oportunidades en las empresas, al impulso a las medidas de conciliación de la vida laboral, familiar y personal así como a la vigilancia a situaciones de precariedad y a la prevención de la salud en los centros de trabajo. "Sólo con un marco óptimo de relaciones laborales se pude hablar de una empresa socialmente responsable y no sólo porque se preocupe por el medio ambiente", apostilló.

Por último, Antonio Moya, adjunto a la Secretaría General de la Confederación de Empresarios de Andalucía (CEA), defendió en su ponencia que las empresas tienen que tener un compromiso con el territorio en el que se asientan en los aspectos medioambientales y en los aspectos humanos en lo que respecta a los proveedores, trabajadores y clientes. Asimismo, Moya defendió los avances que ya se han producido en este terreno que van más allá de la normativa y citó como ejemplo que en Andalucía hay más de 500 empresas que contratan de forma voluntaria a ex reclusos y también hizo referencia a las mujeres víctimas de violencia de género que cuenta con el apoyo de sus empresas.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento