Los fiscales jefes de A Coruña, Vigo y Santiago han comenzado a recabar información sobre la actuación de los controladores aéreos en los tres aeropuertos gallegos, tras la apertura este martes por parte de la Fiscalía Superior de Galicia de diligencias para determinar la posible responsabilidad penal de este colectivo por los colapsos aeroportuarios registrados en el pasado puente de diciembre.

En el caso del aeropuerto coruñés de Alvedro, la Fiscalía provincial ha solicitado a la dirección del aeródromo que le remita "a la mayor brevedad posible" información sobre las personas que debían estar en su puesto de trabajo y los turnos que debían cumplir los pasados 3 y 4 de diciembre.

En declaraciones a Europa Press, la fiscal jefe de A Coruña, Esther Fernández, ha manifestado que su intención es conocer "qué personas no acudieron o quienes lo hicieron y si se fueron a la hora", ha indicado. También ha precisado que se requerirá información o documentación en el caso de que allá controladores que "pese a estar en su puesto, no prestaron el servicio o que alegaron alguna causa médica".

Turnos de trabajo

Además, la Fiscalía ha pedido datos sobre el número de horas de trabajo que tenían realizados los controladores del aeropuerto coruñés hasta el día 3 de diciembre. Una vez estudiada la documentación, serán cuando se determine quiénes deberán prestar declaración ante la Fiscalía. "Ahora no sabemos quiénes son, ni cuántos", ha señalado la fiscal jefe de A Coruña.

En el mismo sentido, se ha pronunciado el fiscal jefe de Vigo, Juan Horro, quien ha indicado que el trabajo de todas las fiscalías "va en la misma línea", ha señalado al coincidir que también centran ahora su labor en determinar si alguno de los controladores del aeropuerto vigués de Peinador no estuvo en su puesto de trabajo. Por otra parte, ha negado que se haya citado ya a alguno de estos profesionales.

Mientras, el fiscal jefe de Santiago de Compostela, Mario Piñeiro, ha señalado que, al igual que en los otros dos aeropuertos gallegos, en Lavacolla las diligencias se centran en tener "todos los datos" sobre los controladores y ha señalado que, para ello, han solicitado información a AENA relativa tanto a la presencia o no de controladores en sus turnos de trabajo o algún posible expediente disciplinario que se haya incoado.

"Se trata de individualizar cada caso", ha señalado el fiscal de jefe de Santiago, quien afirmó que el siguiente paso será "oír a las personas que tengamos que oír", ha apuntado en relación a las posibles citaciones.

Al respecto, ha manifestado que su intención es que empiecen "de inmediato" fijando para ello como posible plazo "dentro de unas semanas", aunque ha reconocido que la fecha para el inicio de las mismas dependerá de las posibles "vicisitudes" en los cauces que se siguen para las citaciones judiciales.

En los aeropuertos gallegos trabajan 42 controladores, de ellos 28 en Lavacolla, siete en Alvedro y otros tantos en Peinador, aunque por ahora, según coincidieron los tres fiscales, se desconoce si todos ellos prestarán finalmente declaración.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.