El consejero de la Presidencia y portavoz de la Junta de Castilla y León, José Antonio de Santiago-Juárez, ve un "alivio insuficiente" la prórroga de ayudas al carbón hasta 2018 y acusa al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, al ministro de Industria, Miguel Sebastián, y la comisario europeo Joaquín Almunia de ser los "responsables" de poner "el punto y final" a la minería en España.

En concreto, De Santiago-Juárez señaló en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno que en este momento desde la Junta se desconoce la posición del Ejecutivo central en un tema "tan grave y delicado" como el del carbón, algo que achacó a las "ciertas turbulencias" detectadas en el Ministerio de Industria.

En segundo lugar el portavoz de la Junta pidió que se aclarara la situación real en la que quedarían las ayudas y si las subvenciones estarán vinculadas al cierre.

Para el consejero de la Presidencia la decisión comunicada por la Comisión Europea supone "un paso atrás" sobre el acuerdo de PP y PSOE sobre este aspecto defendido en el Parlamento Europeo. "Lo que salió de allí es mejor que lo que nos cuentan ahora".

De Santiago-Juárez incidió en que la prórroga supone un "alivio insuficiente" y señaló que Zapatero, Sebastián y Almunia pasarán a la historia por poner "punto y final" a la minería.

De este modo señaló que durante la Presidencia española de la UE el Gobierno central "no hizo nada" para defender un "sector estratégico" y ahora "se ha ganado tiempo para una agonía", por lo que aseguró que desde la Junta se mantendrá la exigencia de una defensa del sector "hasta el final".

Finalmente, el portavoz de la Junta acusó al Ejecutivo central de carecer de política energética y reiteró que desde Castilla y León se ha fijado una posición común en defensa del carbón autóctono.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.