El presidente de la Entidad Metropolitana de Servicios Hidráulicos (Emshi), Enrique Crespo, ha pedido al portavoz del grupo socialista en la Asamblea General de la entidad, Ramón Marí, que, en un ejercicio "de responsabilidad política", deje de "torpedear la labor de los técnicos que trabajan para que continúe adelante la investigación sobre Emarsa, a raíz de la liquidación de esta empresa y la querella interpuesta en el juzgado de instrucción número 15 de Valencia" por irregularidades en la gestión de la depuradora de Pinedo por parte de responsables de la empresa pública.

Crespo ha aludido de esta forma en un comunicado a los escritos remitidos por el también vicepresidente primero de Emarsa y alcalde de Albal, de fechas 11 de octubre, 18 de noviembre, 30 de noviembre y 1 de diciembre, en los que solicita información sobre Emarsa. En el primero, marí solicitaba copia integra de los trabajos realizados por el Instituto de Empresa del Mediterráneo o cualquier otra representada por la misma persona en cuatro años; fotocpoas de cada factura recibida tras la liquidación de cuentas de 2010; entrega de los libros mayores de proveedores y gastos de contabilidad b de Emarsa de cada año y factiuras de 2004 a 2010, entre otras.

Según el presidente de Emshi, "Marí está pidiendo una cantidad ingente de fotocopias cuando, como bien sabe, puede acudir a Emshi cada vez que estime oportuno a consultar la documentación que precise". Crespo ha añadido que el dirigente socialista "debiera saber que el derecho contenido en el artículo 23 c) de la Constitución no incluye como contenido propio el derecho a la obtención de fotocopias, es decir, se tiene derecho al examen y consulta, y en algún caso, a copias, pero no de tener de forma indiscriminada y abusiva todas las fotocopias que se soliciten".

En su opinión, "Marí pretende ahora buscar argumentos con los que manifestar que no le hacemos entrega de la documentación que requiere, cuando lo bien cierto es que ha tenido siempre a su disposición hasta a los técnicos de Emshi y Emarsa, que han llegado a desplazarse a su despacho en el Ayuntamiento de Albal para darle la información que ha requerido".

"Desde que en Emshi decidimos interponer la querella en el juzgado de instrucción para esclarecer hechos sobre Emarsa, lo único que Marí ha pretendido es, en un ejercicio de oportunismo y buscar sólo rédito electoralista, salvar su cuello político intentando ser juez y parte y filtrando documentación para parecer que es el único interesado en que se depuren responsabilidades, cuando eso es algo que está en manos de la justicia a instancias de Emshi. Insto a Marí a que colabore y no dificulte la labor de las muchas personas que tanto están trabajando en la liquidación de Emarsa".

Consulta aquí más noticias de Valencia.