Elena Salgado
Elena Salgado. EP / REUTERS

La vicepresidenta segunda y ministra de Economía del Gobierno, Elena Salgado, ha dicho este miércoles que España no tiene el más mínimo riesgo de tener que ser rescatada por la UE, como ha sucedido con Grecia e Irlanda.

Salgado, en una entrevista en Punto Radio, dijo que los casos de España e Irlanda no se parecen en nada porque aquí el Banco de España ha mantenido un control estricto del sistema financiero.

Se han hecho suficientes reformas para  merecer la confianza de los mercados

También dijo que los efectos de la crisis hubieran sido mucho más devastadores si no hubiera sido por la existencia del euro y que el Gobierno ha dado pruebas suficientes para merecer la confianza de los mercados.

El rescate de Irlanda y la desconfianza de los mercados ha encarecido la prima de riesgo de la deuda española, que ha tocado su máximo histórico, 250 puntos básicos. Los mercados siguen a la espera de que este miércoles se presente el plan de ajuste irlandés, que la UE y el Fondo Monetario Internacional le exigen para ser rescatada: 15.000 millones de recortes (el 11% del PIB anual irlandés). El plan ideado, que recoge subidas de impuestos, plantea ahorrar en 2011 hasta 6.000 millones de euros. El objetivo final es tener en 2014 un déficit por debajo del 3%. Para conseguir su objetivo se espera que el Gobierno irlandés se vea obligado a eliminar empleos públicos e introducir nuevos impuestos para obtener 5.000 millones más de ingresos.

Reforma de las pensiones

Sobre la reforma de las pensiones, Elena Salgado dijo que sería muy bueno contar con el consenso del PP, "no sólo para tranquilizar a los mercados", sino para que se sepa que la reforma, que es de cara a 25 ó 30 años, en un momento en el que puede gobernar el Partido Popular, cuenta con su apoyo.

La responsable de Economía dijo que iniciar cuanto antes la reforma del sistema de pensiones tiene la ventaja de que permite hacerla gradualmente.

En la reforma de las pensiones tienen que implicarse todos por responsabilidad y patriotismoInsistió en que la confianza en España, además de por las medidas del Gobierno, tiene que ser una cuestión que implique a todos; a los trabajadores, a los empresarios, a los medios de comunicación y a los partidos de la oposición por "responsabilidad y por patriotismo".

Sobre el documento entregado al Rey por una serie de empresarios para salir de la crisis, la vicepresidenta dijo que lo conoció por los medios de comunicación y añadió que aporta algunas ideas interesantes, de las que el Gobierno ya está aplicando algunas.

Recordó que con las medidas que se han adoptado se ha logrado reducir el déficit el 47% en un año, lo que demuestra que se está en el camino correcto por lo que no tiene sentido la presión sobre España.