La Conselleria de Educación aplicará en el próximo curso 2011-2012 el acuerdo de interinos al haber sido aprobado este viernes por todos los representantes de las organizaciones sindicales del sector educativo como son UGT, CCOO, ANPE y Stepv en la mesa sectorial. Este acuerdo establece el nuevo Sistema de Provisión de Puestos de Trabajo en Régimen de Interinidad, según ha informado la Generalitat en un comunicado.

El director general de Personal, David Barelles, ha señalado que este documento "cuenta con importantes mejoras que redundan en una mayor calidad de la educación para todo el alumnado así como en las condiciones de los interinos que se aplicarán a partir del próximo curso escolar".

En este sentido, el director general ha indicado que durante el presente curso escolar, la Conselleria Educación "pondrá en marcha los mecanismos necesarios para que este acuerdo sea una realidad el próximo uno de septiembre".

Con este documento la Conselleria de Educación cumple uno de los compromisos adquirido con las organizaciones sindicales a través de los acuerdos suscritos el 8 de mayo de 2007 sobre las condiciones laborales y retribuciones del personal docente, entre los que se encontraba el compromiso de negociar un nuevo acuerdo para el personal interino que facilitara la provisión de los puestos así como sus condiciones laborales.

Entre las novedades introducidas destaca que los integrantes de las bolsas de trabajo podrán elegir una provincia preferente para el desempeño de un puesto de trabajo, para lo que se establecerán los plazos necesarios durante el curso escolar. "De esta forma, los aspirantes pueden elegir en qué provincia trabajar sin ser excluidos por ello de la bolsa", ha señalado Barelles.

Otra de las novedades es que las vacantes ofertadas en los llamamientos que se efectúen hasta el 31 de diciembre de cada año serán de aceptación obligatoria y se cobrarán hasta el 31 de agosto, en vez de hasta el 30 de junio como ocurre ahora. Progresivamente se ampliarán las bolsas donde la obligatoriedad se dará si la plaza se encuentra en la misma provincia.

Por otra parte, las sustituciones que surjan durante el curso escolar así como las plazas ofertadas a partir del 1 de enero serán voluntarias. No obstante, si la plaza no fuera elegida por ningún aspirante se asignará de oficio, atendiendo al orden correspondiente en la bolsa y a la referencia provincia elegida por los aspirantes, con lo que se garantiza la atención educativa a los alumnos.

En cualquier caso, el acuerdo considera como plazas de provisión voluntaria absoluta las itinerantes, las que sean a tiempo parcial y las correspondientes a reducciones de jornada.

Además, en el caso de adjudicación de vacante en un centro considerado de difícil provisión, el nombramiento del personal docente interino tendrá una duración como mínimo de un curso escolar, prorrogable por un curso más, independientemente del puesto que ocupe en la bolsa.

Interinos en situación de maternidad

Otro aspecto destacable es que los aspirantes que se encuentren en situación de maternidad, paternidad, adopción o acogimiento antes al inicio del curso escolar podrán optar al puesto de trabajo según su orden de lista, el cual será cubierto por otro aspirante. Cuando su situación finalice, se podrán incorporar al puesto elegido anteriormente si éste está ocupado por un sustituto o se le asignará el que le corresponda según su puesto en la lista.

Asimismo, se permitirá la desactivación temporal en la bolsa de trabajo por cuidado de un hijo menor de tres años o de un familiar por razón de accidente o enfermedad grave, por un plazo que no podrá exceder el curso escolar. Esta licencia hasta ahora sólo se reconocía a los funcionarios.

El acceso a las vacantes y sustituciones se efectuará entre el personal docente inscrito en las bolsas actuales de trabajo que ya haya prestado servicios como interino, que mantendrá el orden existente en la lista correspondiente; el personal de unidades concertadas que hayan dejado de estarlo y que figuren en bolsa, los participantes en procesos de oposiciones que no hayan sido seleccionados y no hubieran prestado servicios y el personal integrante de las bolsas extraordinarias de trabajo sin servicios prestados.

Esto significa que los docentes que se encuentren en bolsa no estarán obligados a presentarse a las nuevas convocatorias de oposiciones para seguir figurando en la bolsa de trabajo.

La Conselleria de Educación y todos los sindicatos firmantes constituirán una Comisión de Seguimiento con el fin de velar por el cumplimiento del acuerdo y el correcto funcionamiento de las bolsas, todo ello con el fin último de mejorar la prestación del servicio educativo.

Consulta aquí más noticias de Valencia.