El consejero de Universidades, Empresa e Investigación, Salvador Marín, ha presidido la firma de un convenio de colaboración entre el Centro Tecnológico de la Conserva (CTC) y All-Russian Research Institute of Canning and Vegetable-Drying Industry de Moscú (Rusia), que facilitará la entrada de los productos de la industria alimentaria regional en este país y propiciará un intercambio científico-tecnológico.

Marín ha estado acompañado por el presidente del CTC, José García, y por el director del Instituto de Investigación de la Conserva y de la Deshidratación de Vegetales de Rusia, Edward Semienovich, quien ha destacado que el acuerdo "generará riqueza para Murcia y para Rusia".

De este modo, los productos murcianos obtendrán mayores facilidades para introducirse "en uno de los mercados más fuertes del mundo, ya que el centro ruso facilitará de forma permanente todos los requerimientos legales y estándares de calidad", ha indicado Marín.

En este sentido, el consejero ha destacado que la firma del acuerdo "ha sido posible gracias al trabajo que llevamos realizando en Rusia a través del Plan de Promoción Exterior y, sobre todo, a la misión de internacionalización que encabezó el presidente regional en julio de 2009. Eso, unido al prestigio que se ha ganado el CTC, ha propiciado que su homólogo ruso quiera ser nuestro aliado".

Así, el CTC colaborará con el Instituto de Investigación de la Conserva y de la Deshidratación de Vegetales de Rusia, para desarrollar nuevos métodos de procesado de productos alimentarios capaces de mejorar su vida útil y su valor nutritivo. Esta técnicas se aplicarán a frutas y verduras enlatadas y deshidratadas, al desarrollo tecnológico de alimentos esterilizados y platos preparados, así como al envasado de productos frescos mínimamente procesados.

Líneas de investigación

Por otro lado, el acuerdo contempla otras líneas de investigación transversales, como son la búsqueda de métodos de ahorro de energía y agua, la mejora de los métodos de detección de adulteraciones en los productos alimentarios, la optimización de los recursos medioambientales, el tratamiento de residuos orgánicos y la depuración de aguas residuales.

"El convenio supone un paso más en la cooperación investigadora y la exportación de conocimiento desarrollada en la Región de Murcia, generando sinergias positivas que revertirán en la creación de un empleo basado en el crecimiento de la innovación, el desarrollo y la investigación", ha apuntado Marín.

Por su parte, Gómez ha incidido en los beneficios que reportará la firma en relación con las diferencias existentes entre ambos países respecto a la legislación, ya que "algunas directrices de la Unión Europea no coinciden con las de Rusia".

Al hilo, ha explicado que, con este convenio, el CTC ha sido homologado para poder realizar estas exportaciones de acuerdo con la legislación del mercado ruso, ya que se le han concedido un total de 2.000 certificaciones para los productos murcianos.

Finalmente, Semienovich ha calificado la visita a Murcia "de muy importante", y ha agradecido al Gobierno regional la "cálida" acogida a la delegación rusa, así como la posibilidad de visitar la Región para poder conocer 'in situ' empresas murcianas.

Consulta aquí más noticias de Murcia.