El presidente de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán, ha inaugurado este viernes el Instituto de Biomedicina de Sevilla (IBIS), cuarto centro que se abre en los últimos años en la comunidad andaluza dedicado a la investigación biomedica, tras el Cabimer en Sevilla, el Banco Andaluz de Células Madre en Granada y el Genyo inaugurado la semana pasada también en Granada.

Griñán, que fue increpado a su llegada al IBIS por cerca de un centenar de trabajadores de la función pública que mostraron su rechazo al denominado 'decretazo' (decreto 5/2010), ha resaltado durante su discurso de apertura de este centro el "crecimiento exponencial" que está experimentando el sistema sanitario público de Andalucía (SSPA) en su conjunto con su apuesta por la I+D+i en biomedicina, su traslación a la clínica y su función como motor de cambio "social, cultural y, sobre todo económico".

Prueba de ello, ha subrayado que la apuesta del Gobierno andaluz por convertir a Andalucía en lo que ha denominado una 'Biorregión' se sintetiza, por ejemplo, en la labor que se ha llevado a cabo en los últimos cuatro años "en los que hemos pasado de producir apenas una docena de patentes en I+D a alcanzar las 115 patentes actuales, lo que supone multiplicar por siete nuestra producción en este campo".

Del mismo modo, se ha referido a la creación "de hasta una decena de contratos de licencia con empresas del sector de la investigación biomédica", situando a la salud, ha dicho, "como un factor clave en los entornos económicos".

"Queremos convertir a Andalucía en una biorregión, con investigadores de prestigio, con un tejido empresarial importante en el sector biotecnológico y con la capacidad suficiente como para atraer hasta nuestro territorio a empresas biotecnológicas y expertos de prestigio", ha proseguido el presidente andaluz, quien ha apostado también por "saber aprovechar los tiempos de crisis económica" para hacer un "giro" en los valores y patrones económicos tradicionales.

De hecho, el Gobierno autonómico tiene puesto en marcha un plan estratégico para consolidar una potente red de infraestructuras en este sector. Precisamente, en estas últimas semanas y hasta los primeros meses de 2011 entrarán en funcionamiento centros y proyectos de investigación biomédica como el Centro Pfizer-Universidad de Granada-Junta de Andalucía de Genómica e Investigación Oncológica en Granada (GENYO), inaugurado la pasada semana en Granada; el Proyecto Genoma Médico en Sevilla, el IBIS inaugurado este viernes; o los próximos centros, como el Centro Andaluz de Nanomedicina y Biotecnología en Málaga (BIONAND), el Laboratorio de Reprogramación Celular en Sevilla (LARCEL) y el Centro de Excelencia en Investigación de Medicamentos Innovadores de Andalucía en Granada (MEDINA).

Ibis similares para otras provincias

Con estas infraestructuras Andalucía sumará 37.000 metros cuadrados más destinados al espacio de la investigación biomédica. A esto se añadirán más tarde institutos de investigación similares al IBIS en Cádiz, Córdoba, Granada y Málaga, con lo que la comunidad andaluza contará con aproximadamente 65.000 metros cuadrados.

Asimismo, en el ámbito de la investigación se implantará el Plan de Actuación de la Iniciativa Andaluza en Terapias Avanzadas para los años 2010 a 2015, que cuenta con un presupuesto estimado de 150 millones de euros.

López barneo y nuevo grado de biomedicina en universidad

Por su parte, el director del IBIS, José López Barneo, ha recordado que la andadura de este centro comenzó hace 10 años con el precedente de la puesta en marcha del Laboratorio de Investigaciones Biomédicas en el propio hospital Virgen del Rocío, en cuyo campus se asienta también el nuevo IBIS, ha deseado que el mismo sirva como "foco de atracción" para los investigadores de prestigio "no sólo de España, sino del extranjero" y ha admitido que el dirigir estas instalaciones "es un sueño hecho realidad".

Por su parte, el rector de la Universidad de Sevilla, Joaquín Luque, organismo que junto al CSIC y a la propia Junta de Andalucía integran este IBIS, ha agradecido al Ejecutivo andaluz que en tiempos de crisis "este Gobierno siga apostando por la educación superior y la ciencia", unos agradecimientos que también ha hecho extensibles al propio López Barneo, de quien ha dicho que "sin su empuje y determinación no hubiera sido posible crear este centro".

Además, ha anunciado que a partir de 2011 se impartirá como nuev titulación el Grado de Biomedicina en el campus formado por el Hospital Virgen del Rocío y el propio IBIS (HUVR-IBIS).

Características del ibis

El Instituto de Biomedicina de Sevilla (IBIS), un edificio que ocupa 8.196 metros cuadrados y que se asienta dentro del complejo hospitalario Virgen del Rocío de la capital, albergará 25 grupos de investigación, lo que supone alrededor de 300 especialistas, que ya pueden trabajar a pleno rendimiento en este espacio antes de que finalice el presente año.

Al frente de estas nuevas instalaciones está el eminente investigador en enfermedades neurodegenerativas José López Barneo, experto en Parkinon y galardonado, entre otros muchos premios, con el Jaime I de Investigación Científica. De hecho, en estas instalaciones se desarrollarán investigaciones relacionadas con el Parkinson, el Alzheimer, la isquemia cerebral y la neuropsicofarmacología.

También tendrán cabida estudios sobre patologías infecciosas, del sistema inmunitario, de tipo cardiovascular y respiratorio, sobre cáncer y patología molecular y la genética humana.

Además, albergará trabajos horizontales sobre tecnologías relacionadas con genes, células y tejidos —técnicas de terapia celular—, desarrollo de animales genéticamente modificados, 'biochips' y estudios en áreas emergentes como la ingeniería biomédica.

Cuatro grandes áreas de estudio

Todas estas investigaciones se agruparán en cuatro grandes áreas de estudio: enfermedades infecciosas y del sistema inmunitario; neurociencias; oncohematología y genética; y patologías cardiovasculares, respiratorias y otras de tipo sistémico.

Este centro, además, asumirá los anteriores laboratorios de Investigaciones Biomédicas y de Terapia Celular y Medicina Regenerativa ubicados en el mismo Hospital Virgen del Rocío.

El nuevo edificio goza de una inversión de 8,5 millones de euros, procedentes en un 70 por ciento de los Fondos FEDER concedidos a la Universidad de Sevilla y un 30 por ciento cofinanciados por la Consejería de Economía, Innovación y Ciencia.

A esta cantidad se suman unos dos millones aportados por la Consejería de Salud, correspondientes a equipamiento e infraestructuras; 2,1 (de la Universidad de Sevilla e Innovación) correspondientes a los equipos que ya están actualmente en el Laboratorio de Investigaciones Biomédicas, y hasta 1,5 millones del CSIC para mobiliario y equipamiento científico. Por ello, el coste total del centro, con equipamiento e infraestructuras, alcanza los 14,1 millones de euros.

Los órganos funcionales del IBIS se crearon tras la firma, en 2006, del acuerdo de constitución entre la Junta de Andalucía, el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y la Universidad de Sevilla.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.