El consejero de Salud y Bienestar Social, Fernando Lamata, se ha comprometido con los sindicatos miembros del Comité de Empresa del personal laboral de la Junta en Bienestar Social —UGT, CCOO, STAS y CSI.F— a estudiar y dar una respuesta "sin condicionantes" a sus reivindicaciones sobre la residencia de mayores Hospitalito del Rey de Toledo, en el plazo de una semana.

Esa es la conclusión, según los sindicatos, de la reunión que han mantenido ambas partes, durante la que los representantes sindicales han exigido al consejero que no privatice los servicios de limpieza, lavandería, restauración, recepción y mantenimiento en la residencia y que dote todas las plazas a través de una oferta de empleo público.

Así lo ha confirmado a Europa Press, Gustavo Fabra, miembro del secretario regional del STAS Intersindical de Castilla-La Mancha, que ha detallado que el titular de Salud y Bienestar Social se ha comprometido a "estudiar, e incluso rectificar" la postura de la Administración regional si así lo considera oportuno en este plazo.

Según Gustavo Fabra, el consejero ha argumentado que esta era una residencia nueva —los sindicatos le han señalado que era un edificio que sufrió una reforma estructural y ahora una reapertura—, y ha reconocido que "desconocía" el compromiso adoptado por el anterior consejero de Bienestar Social, Tomás Mañas, de duplicar las plazas y de propiciar el retorno del personal, lo cual se ha comprometido a comprobar y estudiar.

Los sindicatos, tras el encuentro, han manifestado un "moderado optimismo" y han aseverado que si Fernando Lamata acaba rectificando "nos quitaremos el sombrero y diremos 'chapeau'", al igual que antes "hemos pedido su dimisión".

Los trabajadores afectados conocerán este jueves el contenido del encuentro entre los sindicatos y Lamata, según ha señalado Fabra, que ha reconocido que "en caso de que rectifique" el consejero, "todo el personal laboral lo felicitará", aunque de lo contrario "se intensificarán exponencialmente" las movilizaciones hasta la reapertura del centro.

Los sindicatos, que se han concentrado este miércoles a las 10.00 en la Avenida Barber de Toledo para respaldar a los trabajadores de la residencia, también han protagonizado un encerrado en la Delegación de Bienestar Social para protestar contra la externalización de gran parte del empleo, aunque el encierro ha concluido tras confirmarse la reunión con el consejero.

Consulta aquí más noticias de Toledo.