La Asociación de Empleados de Notarías de Andalucía Occidental ha impugnado ante la Audiencia Nacional el convenio estatal recientemente aprobado para el sector y suscrito entre CCOO y UGT y los notarios.

Según ha indicado a Europa Press el presidente de la asociación, Francisco Ramos, el pasado viernes, 5 de noviembre, se celebró asamblea general de la Asociación de Empleados de Notarías de Andalucía Occidental con objeto de emprender acciones legales contra el convenio estatal recientemente aprobado para el sector.

Dicho convenio, según Francisco Ramos, "ha dilapidado muchas de los derechos laborales que hasta ahora vienen disfrutando los empleados de notarías en Andalucía Occidental, gracias al Convenio de ámbito interprovincial que rige en las provincias de Cádiz, Córdoba, Huelva y Sevilla", tras lo que ha lamentado que este convenio "ha sido suscrito por UGT y CCOO a nivel nacional sin contar con la asociación más fuerte de Andalucía, que es la nuestra".

Ramos ha indicado que se ha impugnado el convenio estatal ante la Audiencia Nacional y considera que dicho convenio "es uno de los primeros frutos de la desequilibrada reforma laboral del Gobierno y viene a demostrar que, pese a las huelgas generales, existe una clara connivencia de los sindicatos llamados mayoritarios, pues ha abaratado el despido en el sector y busca un último objetivo que no es otro que el despido libre, sobre todo teniendo en cuenta la habitual movilidad que tienen los notarios, otorgando una precariedad laboral que poco a poco se irá extendiendo en otros sectores."

Ramos ha indicado que esta asociación "ha sido históricamente la organización que ha negociado en exclusiva los convenios y ha negociado en representación de los trabajadores, siendo el principal interlocutor". Agregó que CCOO y UGT "apenas tiene un dos por ciento de representación sindical".

Considera que este convenio "destruye algunos de nuestros principales beneficios, con puntos fundamentales en el convenio como los sueldos, toda vez que los dejan por los suelos con sus bajadas terroríficas; y por otro lado la continuidad en el puesto de trabajo, toda vez que las notarías tienen la peculiaridad de que cada cierto tiempo los notarios cambian y sin alguna cláusula nos dejan a los trabajadores a los pies de los caballos y en total indefensión".

"Este convenio, que ya se firmó, es francamente malo", añadió este portavoz, que recordó que en Andalucía hay casi 700 notarías con cerca de 4.000 trabajadores en toda la Comunidad.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.