El secretario de Seguridad Social y Prevención Social Complementaria (PSC) de la Confederación de Comisiones Obreras (CC.OO.), Carlos Bravo, ha advertido de que el sindicato mantendrá en los próximos meses las movilizaciones contra la reforma laboral, por las pensiones, y ante unos Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2011 "inadecuados" para afrontar la situación del país. Además, ha indicado que "la confrontación que llevó a la huelga general del 29 de septiembre sigue abierta".

En rueda de prensa en Zaragoza, donde ha participado en una jornada organizada por CC.OO.-Aragón sobre la intervención sindical en el campo de la Seguridad Social en España, Bravo ha admitido que el Gobierno de España "está dando mensajes de políticas activas para los próximos meses" y ha manifestado la disposición de las organizaciones sindicales para participar en el diálogo social, que "vamos a abordar con el máximo rigor y seriedad".

Sin embargo, las centrales sindicales mantendrán "con la máxima tensión" las movilizaciones, al entender que "las políticas que el Gobierno desea mantener nos parecen difícilmente compatibles con los buenos propósitos que expresan ahora" para retomar el diálogo con los sindicatos.

Así, a las movilizaciones sectoriales que se desarrollen con motivo de la negociación de los convenios colectivos, se sumarán las acciones a nivel europeo, el 15 de diciembre, y las movilizaciones que se convocarán en España, en las capitales de las Comunidades autónomas, el 18 de diciembre.

Además, los sindicatos promueven una Iniciativa Legislativa Popular en el Congreso contra la reforma laboral e iniciarán "de manera inmediata" la recogida de las 15.000 firmas que se necesitan para que la Iniciativa sea tramitada en el parlamento. Esta acción pretende que la reforma del mercado laboral "no recorte los derechos de los trabajadores y mantenga la actividad empresarial".

Estas son algunas de las cuestiones que CC.OO. aborda este miércoles en una jornada que celebra en su sede en Zaragoza, y en la que se repasan los PGE para 2011 "y la situación de las materias pendientes en diálogo social y en materia de seguridad social, tanto los incumplimientos que se producen en el acuerdo de pensiones de 2006 en los regímenes especiales de empleados del hogar y trabajadores agrarios por cuenta ajena, como en el Pacto de Toledo", ha detallado Bravo.

Pge "inadecuados"

Sobre los Presupuestos Generales del Estado para 2011, el líder sindical ha opinado que son "inadecuados" y que "no responden a las necesidades del país", ya que no inciden en la creación de empleo a través de la inversión pública ni incentivan la inversión privada, ha lamentado.

Además, incluyen "incoherencias" como el hecho de que incrementen en un 1 por ciento las pensiones mínimas "sin actualizar otros parámetros como las cuantías de renta", lo que "aumenta el nivel de personas que pierden capacidad de acceso a esas pensiones mínimas que se están incrementando".

Asimismo, se ha preguntado "qué desarrollo" tendrá el Plan de Infraestructuras de Fomento, al ser una iniciativa "previa" a las últimas medidas de ajuste.

Carlos Bravo ha criticado también el anuncio del Ejecutivo central de que mantendrá sus políticas en materia laboral, al considerar que el Gobierno "tiene que modificar las políticas que ha adoptado desde mayo y superar con el diálogo los retos que tiene este país" en materia de pensiones, negociación colectiva, formación profesional y para revisar "los aspectos lesivos" de la reforma laboral.

También "se necesitan acuerdos en materia energética e industrial", que requieren de un "esfuerzo conjunto que no haga descansar la crisis sobre la espalda de los trabajadores", ha remarcado.

Reactivar la economía

En este mismo sentido, Bravo ha recalcado que las políticas del Gobierno "deberían ir más en la reactivación de la economía que en medidas de austeridad precipitadas", porque el sindicato entiende que el país no se puede endeudar y acudir al déficit "sin limite" y que son "problemas a gestionar", pero el objetivo de reducir al 3 por ciento el déficit en 2013 "lastra" la recuperación económica de España.

A su juicio, frente a la crisis hay que potenciar "la protección social para los desempleados y la actividad económica, con inversión pública e incentivos privados que creen empleo". Sin embargo, el Gobierno "retira todos esos estímulos de manera anticipada y lo que hace es perjudicar el empleo y agravar las cuentas públicas", ha alertado.

Por este motivo, ha valorado que los PGE son "inadecuados" en un momento en que "tenemos que acortar el déficit, pero con el tiempo suficiente como para reactivar la economía, que la gente trabaje, y que no tengamos mayor dependencia de las ayudas públicas, que hay que mantener mientras se activa la economía", ha aseverado, para concluir criticando que "el problema es que el Gobierno ha aceptado un plan de austeridad en lugar de mantener una dinámica de la activación de la economía imprescindible en este momento".

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.