La doble página del France Soir (EFE)
La doble página del France Soir (EFE)

 

Francia es un país de respeto y tolerancia apegada a la libertad de expresión

"Francia es un país de respeto y tolerancia apegada a la libertad de expresión", señala un comunicado difundido por el ministerio. La nota agrega que "Francia condena todo lo que hiere a las personas en sus creencias o convicciones religiosas".

 

La reproducción de las caricaturas en France Soir ha sido denunciada como "una verdadera provocación" por el presidente del Consejo Francés del Culto Musulmán y rector de la Gran Mezquita de París, Dalil Boubakeur.

France Soir explica en portada que ha decidido reproducir los doce dibujos porque "ningún dogma religioso puede imponerse a una sociedad democrática y laica". Las caricaturas están generando una grave crisis diplomática y países como Kuwait, Egipto o Palestina piden el boicot a los productos daneses.

En un dibujo Dios le dice a Mahoma "no protestes, aquí todos hemos sido cariturizados"
Bajo el titular "sí, tenemos el derecho de caricaturizar a Dios", se publica un dibujo humorístico con reproducciones de las máximas divinidades de las cuatro principales religiones del mundo sentadas en una nube, en la que Dios le dice al profeta del Islam: "No protestes, Mahoma... Aquí, todos hemos sido caricaturizados".

Anoche, la cadena de televisión "France 2" divulgó en su principal telediario reproducciones de las polémicas caricaturas danesas.

 France Soir explica que también las reproduce no como una provocación, sino porque son objeto de "una controversia de amplitud mundial" en la que están en juego "el equilibrio y los límites mutuos, en democracia, entre el respeto de las creencias religiosas y la libertad de expresión".

El diario dedica dos páginas, en interiores, al tema y publica un comentario titulado "intolerancia", cuyo autor afirma que no es porque el Corán prohíbe la representación de Mahoma por lo que "un no musulmán debe someterse" a ello.

Al denunciar a los "nuevos inquisidores", el comentarista arremete contra la "intolerancia religiosa que no soporta ninguna burla, ninguna sátira" y afirma que "nunca nos disculparemos por ser libres de hablar, pensar y creer".

Ayer, la sede del periódico danés que publicó originalmente las viñetas tuvo que ser desalojada por un aviso de bomba, pero no se halló ningún artefacto explosivo y al cabo de unas horas los trabajadores pudieron volver a la oficina.

Un diputado holandés las publica en su blog en apoyo al diario

Un diputado holandés ha colgado en su weblog todas las caricaturas mostrando de esta manera su apoyo a los creadores.

Geert Wilders calificó de "muy preocupante" que las caricaturas desataran tantas protestas entre los musulmanes, sobre todo en Oriente Medio.


NOTICIAS RELACIONADAS