El Consello da Cultura analizará en 2011 las fundaciones culturales, en las que percibe una "desviación de su función"

El Consello Económico e Social traslada su "malestar" por el recorte sufrido y el PSdeG ve un "desequilibrio" entre gastos e ingresos
Ramón Villares, presidente del Consello da Cultura Galega
Ramón Villares, presidente del Consello da Cultura Galega
EP/CCG

El presidente del Consello da Cultura Galega (CCG), Ramón Villares, ha avanzado que, entre las actividades que este organismo proyecta para el próximo año, se encuentra un "trabajo técnico sobre la situación de las fundaciones culturales", pues cree que hay "una desviación de lo que debe ser su función", que es captar fondos privados para fines públicos, y lo que hacen es "obtener recursos públicos para fines privados".

Villares ha indicado, durante su comparecencia en la Comisión de Economía, Facenda e Orzamentos del Parlamento para explicar las cuentas de este organismo, que la situación de estas fundaciones "necesita ser repensada". Además, ha sugerido que puede ser conveniente una modificación en las normas para la constitución de fundaciones, pues se ha producido "una proliferación excesiva".

El presupuesto del Consello da Cultura ascenderá en 2011 a 2,7 millones de euros, lo que representa un descenso del 9,4% en relación a 2010 y que confirma la bajada "progresiva" de fondos desde 2008. "Esperamos que algún día pare", ha dicho Villares, quien ha puntualizado que no se trata de una actitud "pedigüeña" y que, tras admitir que la cultura necesita estar mejor gestionada, ha lamentado que "a veces paga platos rotos que no debe pagar".

En cualquier caso, ha afirmado que esta institución seguirá trabajando en las mismas líneas que hasta ahora. "Tenemos el propósito de seguir en la línea de la reflexión estratégica", ha indicado y ha apuntado que continuarán con su labor asesora y que presentarán unas "ideas" para pedir, entre otros puntos, que la cultura sea considerada "una inversión estratégica", una mayor vertebración del sector, su modernización y más proyección exterior.

El próximo año, buena parte de las actividades del Consello se centrarán en la figura de Álvaro Cunqueiro, coincidiendo con el centenario del nacimiento del escritor mindoniense. Asimismo, se iniciará la recuperación de archivos audiovisuales de la RTVE y se promoverá la presencia en los países lusófonos. Este mismo mes se firmarán sendos convenios de colaboración con el Instituto Camoes y con el Cervantes.

Por su parte, la portavoz del BNG en el debate, Ana Pontón, ha considerado una "mala noticia" la reducción acumulada por el Consello da Cultura, que es "superior a la media" de las cuentas autonómicas en los últimos dos años y ha pedido un "refuerzo" del Observatorio da Cultura para desmontar "prejuicios" acerca de las ayudas que recibe el sector en Galicia, pues "es uno de los menos subvencionados".

La diputada del PSdeG Concepción Burgo ha tachado de "lamentable" que los fondos vuelvan a caer en este organismo, dado que "no es un pequeño retroceso", y ha indicado que no se inscribe en la "presunta austeridad" de la Xunta, sino en "la idea de Feijóo sobre la cultura".

El representante del PPdeG, Ignacio López-Chaves, ha destacado que la bajada en el presupuesto del Consello es "menor" que la experimentada por la Consellería de Cultura, pero ha manifestado también su deseo de que "algún día pare" el recorte.

Consello económico e social

El presidente del Consello Económico e Social (CES), Pablo Egerique, ha presentado un presupuesto con el que confía en mantener el funcionamiento de este organismo y ha indicado que, pese a que su propuesta fue de contar con 1,058 millones de euros, en las cuentas de la Xunta aparecen consignados 788.000 euros, lo que ha producido "malestar".

En este sentido ha apuntado que la Consellería de Facenda ha comprometido que al CES "no le faltará un euro", motivo que le ha valido a la diputada socialista María José Caride para manifestar que las cuentas autonómicas le producen "dudas", pues la partida del Consello "no llega para cubrir gastos" y habrá que retirar fondos de otros conceptos, ha advertido.

Por su parte, el diputado del BNG Henrique Viéitez ha preguntado si las reducciones en determinados capítulos están "consignando una bajada de la actividad" del CES, mientras que el representante del PPdeG, Pedro Puy, ha mostrado su confianza en que, pese al ajuste, la actividad "no se va a ver afectada" por la "seriedad" de los miembros del Consello.

Consello consultivo

Por último, presentó sus presupuestos la presidenta del Consello Consultivo, María Teresa Conde-Pumpido, quien gestionará algo más de 497.000 euros (un 4,73% menos). Ha explicado que, en contra de las órdenes de Facenda de recortar en inversiones, han optado por reducir el gasto corriente y, aunque el "sacrificio es importante" esta entidad seguirá desarrollando su labor "con dignidad".

Preguntada acerca de la evolución de la actividad, Conde-Pumpido ha explicado que en 2008 emitieron más de 1.700 dictámenes, mientras que en 2009 descendieron a unos 600, sobre todo por la limitación de la cuantía de las reclamaciones patrimoniales que pueden ser consultadas en este órgano. En 2010, el volumen de actividad "es similar", ha señalado.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento