Juan, un bebé turolense de cinco meses, se ha convertido en el primero concebido en el mundo con la ayuda de un nuevo método de selección embrionaria, el 'Embryoscope', que aumenta en un 20% las posibilidades de éxito de la Fecundación in Vitro (FIV) y disminuye el riesgo de embarazo múltiple y de aborto.

El 'Embryoscope' permite observar al embrión segundo a segundo El pequeño, que nació el pasado 4 de junio en el Hospital Obispo Polanco de Teruel, ha sido mostrado este miércoles por sus padres, Ana y David, en una rueda de prensa a la que también han asistido el presidente y fundador de Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI), José Remohí, la ginecóloga Carmina Vidal y el biólogo Marcos Meseguer.

El 'Embryoscope' es un avanzado incubador de embriones que permite observar al embrión segundo a segundo, desde el momento de la Fecundación in Vitro hasta el de la transferencia al útero de la madre, lo que permite una mejora sustancial de los resultados de implantación embrionaria y, por tanto, un mayor número de embarazos empleando una técnica no invasiva.

Gracias a esta técnica muchas mujeres van a poder realizar sus sueños La madre del bebé, Ana, de 31 años, ha explicado visiblemente emocionada el "largo proceso" que ha llevado hasta el nacimiento de "Juan, el deseado", como ella misma ha asegurado, y ha señalado que se trata de un niño "muy risueño, simpático y muy cariñoso".

"Mucho orgullo"

"Estoy orgullosa de que mi bebé sea el primero en el mundo en haber sido gestado con este método, pero más porque gracias a esta técnica muchas mujeres van a poder realizar sus sueños", ha señalado Ana, mientras que el padre del bebé, David de 30 años, solo ha manifestado estar "más asustado que el niño".

Tanto Remohí como Meseguer han coincidido en señalar que esta tecnología, que supone una "revolución" y es el "futuro", ha sido utilizada en humanos por primera vez en el mundo en el IVI, ya que hasta el momento solo se había experimentado en animales, concretamente en ganado.

Consulta aquí más noticias de Teruel.