La situación empresarial y económica "es insostenible, los sectores están amenazados por la falta de actividad y el consumo ha caído de forma muy grave". Este es el sentir de la veintena de empresarios de Arnedo, que han transmitido a la FER en su reunión anual en el Hotel Virrey de la localidad.

El presidente de la FER, Julián Doménech, acompañado por el secretario general, Emilio Abel de la Cruz, y los secretarios sectoriales se han reunido con un empresarios de Arnedo y comarca para conocer las expectativas de las pymes de la comarca.

Arnedo está viviendo una "situación delicada, que no se ha trasladado al cierre de empresas, pero la situación es muy preocupante en prácticamente todos los sectores".

El calzado mantiene su actividad, "con menor presencia en las ferias, principalmente gracias a la exportación". El aumento del coste de mano de obra y de las materias primas está perjudicando mucho a las empresas que, a pesar de ellos, dan muestras de fortaleza. Las empresas tienen serias dudas a la hora de participar en ferias, que no terminar de ser rentables.

Lo mismo ocurre en el sector del mueble, donde la presencia en ferias "ha disminuido considerablemente y donde los hábitos de consumo están cambiando hacia un mueble de menor calidad, que es donde se están concentrando las compras".

El turismo y el sector hostelero también tiene una "gran incertidumbre. Las pernoctaciones en los hoteles han caído de manera muy notable y los precios de las habitaciones. La ocupación no llega al 40 por ciento, salvo en fechas muy señaladas".

Los empresarios "temen una subida de la presión fiscal de los ayuntamientos que asfixie más su actividad", mientras que es "prácticamente imposible la financiación de nuevas inversiones que no se están realizado". La FER ve con buenos ojos inversiones como la del nuevo polígono industrial de La Maja, pero teme que el asentamiento empresarial sea "ahora prácticamente nulo, aunque es positivo que existan estas infraestructuras para cuando se produzca la recuperación económica".

También es causa de preocupación el "constante aumento de los impagados que está ocasionando la crisis".

En definitiva, el tejido empresarial de Arnedo ve que la situación económica "no va a remontar durante lo que queda de año y 2011 y vive la situación con gran incertidumbre para el futuro".

Consulta aquí más noticias de La Rioja.