El Servicio Cántabro de Salud (SCS) ha reducido de seis a cuatro el número de gerencias y ha eliminado doce cargos directivos y en torno a otra docena de puestos de apoyo, lo que permitirá ahorrar unos 800.000 euros anuales.

El gerente del SCS, José María Ostolaza, ha dado cuenta este lunes de esta reorganización de la estructura administrativa del servicio coincidiendo con la entrada en vigor de la medida.

Junto a él, han explicado también los cambios Antonio Merino, nuevo responsable de la Gerencia Única de Laredo (en la que se unifican Atención Primaria y Especializada), y José Manuel Liendo, hasta ahora gerente de Atención Primaria para el área Santander-Laredo y en adelante responsable de las 33 zonas básicas de Atención Primaria de Santander, Torrelavega y Reinosa, así como del 061.

Con esta reorganización se pretende "adelgazar" la estructura administrativa del SCS, ser más eficientes y mejorar la atención al paciente.

(((Habrá ampliación)))

Consulta aquí más noticias de Cantabria.