UPA-Córdoba ha exigido este jueves la puesta en marcha de mecanismos de regulación de mercado que eviten que el precio de la aceituna de mesa, cuya campaña se inicia en la provincia este octubre, descienda a pesar de contar este año con "condicionantes favorables" para evitar el hundimiento del mismo.

A este respecto y a través de un comunicado, la asociación profesional agraria ha destacado que la estimación de producción para esta nueva campaña "es sensiblemente inferior a la de campañas anteriores, fundamentalmente en aceituna manzanilla, debido a que el año pasado mucha producción fue a molino y los olivos se han resentido en producción para esta campaña. Además, el 'stock' también es menor, mientras que la comercialización ha aumentado al haber una mayor demanda de aceituna.

Estos datos, a juicio de UPA, "deben significar un aumento en el precio para los agricultores, principalmente en la variedad de manzanilla -que está presentando una buena calidad, con un calibre 260-, de modo que puedan recibir unos precios justos y dignos, ya que, en estos momentos se está pagando a 0,60 euros el kilo de aceituna recogida a mano y a 0,48 euros la recogida con vibrador, precios que en ninguno de los casos cubren los costes de producción".

En el caso de la aceituna hojiblanca, que tiene un mercado diferente a la manzanilla y que se enfrena al incoveniente de que su precio "está totalmente influenciado por el precio del aceite de oliva virgen extra, ya que debido a su doble aptitud, puede ser cogida indistintamente para mesa o para molino". UPA-Córdoba advierte que, para esta variedad, "vender a menos de 0,45 euros el kilo es vender a pérdidas, algo prohibido en otros sectores".

Estimaciones de producción

Según UPA, para la campaña 2010-2011 se prevé una producción en Córdoba de 465.000 toneladas, un cinco por ciento menos que la campaña anterior y un 8,5 por ciento menos que la media de las cuatro últimas campañas. Esta caída en la producción está motivada, principalmente, por el golpe de calor sufrido en el mes de mayo de este año. Además, las existencias finales han disminuido, siendo de 331.000 toneladas, un 3,5 por ciento menos que el año pasado, y se ha producido un aumento en la comercialización.

Así, en la campaña pasada se han comercializado 441.620 toneladas, de las que 269.380 se han exportado y 172.240 toneladas se han destinado al mercado interior, lo que supone un incremento de comercialización del diez por ciento, con respecto a la campaña anterior, debido a que en la exportación el aumento llega al 20 por ciento.

Para la asociación agraria, "estos datos deben significar una mejora en los precios de origen para la campaña 2010-2011 y, muy especialmente, en las variedades hojiblanca y manzanilla, donde se presenta una buena calidad".

Consulta aquí más noticias de Córdoba.