El Museo Provincial de Cádiz ha puesto en marcha una serie de actividades para celebrar el trigésimo aniversario del hallazgo del sarcófago antropoide femenino, conocido como 'La Dama de Cádiz', que se cumple exactamente este domingo 26.

Podría decirse que 'La Dama de Cádiz' y el sarcófago antropoide masculino —que fue hallado en el año 1887 también en la capital gaditana— son las piezas más singulares de la Pinacoteca Provincial. Y es que, no en vano, sólo se ha encontrado una decena de piezas de artesanía fenicia de este tipo en todo el mundo y únicamente tres son femeninas.

La pieza fue hallada de manera casual en un solar de la calle Ruiz de Alda —actual calle Parlamento— donde se estaba construyendo un edificio. Una excavadora dio con ella a unos dos metros de profundidad, provocando leves desperfectos en la zona de los pies de la figura.

Según indicaba esta semana en rueda de prensa la delegada provincial de Cultura de la Junta en Cádiz, Yolanda Peinado, este hallazgo supone una "jugarreta del destino" para la figura de Pelayo Quintero (1867-1946), antiguo director del Museo de Bellas Artes de Cádiz y arqueólogo "apasionado de la cultura fenicia", que, convencido de que en la ciudad había un sarcófago compañero al masculino hallado en 1887, llegó a excavar hasta en su propio jardín. La ironía reside en que 'La Dama de Cádiz' se encontró justo debajo de donde estaba su vivienda.

DESCRIPCIÓN

Contextualizada en la época fenicio-púnica, la pieza está datada en el año 470 antes de Cristo. Se trata de una figura labrada en mármol —probablemente procedente de la misma cantera que el utilizado para fabricar el sarcófago masculino, seguramente de Asia Menor— que representa una figura femenina de cuerpo entero, tendida boca arriba, vestida con una túnica talar que lo cubre completamente, a excepción de los pies y los brazos. En el izquierdo sostiene un recipiente similar a un alabastrón.

La cabeza, tallada en altorrelieve, representa el rostro de una mujer joven de expresión adusta y austera, de grandes ojos almendrados, nariz recta y proporcionada, labios finos e inexpresivos. El pelo aparece peinado en forma de arco, en dos sucesiones superpuestas de bucles a modo de bolas, enmarcando la frente y el rostro de la mujer.

Se da la circunstancia de que las ramas de una higuera habían penetrado en el sarcófago destruyendo parte de lo que había en su interior. No obstante, según la ficha del museo, en el interior de la caja se hallaron unas pestañas de bronce que formarían parte de una máscara funeraria que presumiblemente cubría el rostro de la difunta, que se cree que era una dama de la alta sociedad gaditana o una sacerdotisa.

En la zona de los pies había cuatro clavos de bronce de cabeza lenticular que serían lo que queda de algún tipo de funda utilizada para cubrir los pies de la difunta. Habría un tercer rebaje circular a la altura de la cabeza y de los fémures, del que se desconoce su utilidad. Los restos de tejidos aparecidos en el interior del sarcófago dan a entender que el cuerpo estaba vestido y no amortajado con vendas.

'La Dama de Cádiz' pesa algo más de una tonelada y media, mide más de dos metros de largo, casi un metro de ancho y casi medio de alto. Para celebrar el aniversario de su descubrimiento, se convertirá en 'La Pieza del Mes' este domingo, con una conferencia a cargo de Ramón Corzo, quien fuera director del Museo de Cádiz en 1980 y quien dirigiera las referidas excavaciones arqueológicas.

Además, entre otras actividades, los días 28 y 30 de septiembre se realizarán cuatro visitas guiadas diarias llamadas 'Te presentamos el sarcófago'. También el día 30, el Museo Provincial acogerá 'Los Perdedores', una audición de la conferencia pronunciada en el mismo escenario por Fernando Quiñones el 18 de mayo de 1995 y que versa sobre el hallazgo.

Consulta aquí más noticias de Cádiz.