Ávila dice que RETA ha "cubierto sus objetivos" y parte de su actividad la hacen centros tecnológicos

PP pedirá la actuación de la Cámara de Cuentas e IU ve un interés "demasiado grande" en que no haya un conflicto con los trabajadores

El consejero de Economía, Innovación y Ciencia, Antonio Ávila, ha calificado de "encomiable" la labor de la Red de Espacios Tecnológicos de Andalucía (RETA), con la que "se seguirá contando tras su reorientación y haber cubierto sus objetivos en una primera fase para continuar aglutinando a las empresas andaluzas en torno a la innovación".

En comparecencia parlamentaria, Ávila ha asegurado que RETA cuenta con una primera fase de su desarrollo "cubierta" y ha valorado que centros y parques tecnológicos andaluces cuenten con una red que permita su "capilarización". "Esta puerta ha sido por tanto un éxito", ha advertido el consejero, que recuerda que RETA es una entidad "privada".

"RETA ha hecho una labor encomiable y ha respondido a una primera fase que ha permitido alcanzar una masa critica importante de empresas, tras lo que ha reformulado sus objetivos una vez alcanzados", añade el consejero, que matiza que "parte de su actividad ya esta siendo desarrollada por los parques y centros tecnológicos".

Ávila señala que el objetivo de RETA era canalizar "alguna de las actividades de innovación de la Junta, capilarizando esta experiencia en los parques y polígonos industriales y en el conjunto del tejido andaluz"; además de dinamizar la demanda empresarial en innovación y poner en contacto las empresas con los sistemas andaluces del conocimiento.

En este marco, afirma que la dirección de RETA ya ha llegado a un acuerdo con sus trabajadores en agosto para la "extinción de contratos vinculados a una serie de programas".

Patrimonio humano "incuestionable"

Por su parte, el diputado de IULV-CA Pedro Vaquero del Pozo, que no vio "Clara" la reorientación de RETA, se pregunta cómo se garantizará la función de la red dada su pérdida de un "patrimonio humano incuestionable e insustituible".

Además, asegura que la dirección de empresa alegó a los trabajadores falta de financiación y "no objetivos cumplidos, como mantiene la Consejería". Asimismo, vio un "interés muy grande en que no haya conflicto con los trabajadores", teniendo en cuenta que las indemnizaciones rondan los 60 días por año trabajado.

En el mismo sentido se ha mostrado la parlamentaria 'popular' Ana María Rico, que tampoco vio "clara" la motivación de los despidos y que ha anunciado que su partido pedirá la actuación de la Cámara de Cuentas para que analice la cuestión.

"Se están pagando los despidos muy por encima de lo habitual y es una situación muy particular", aclara la diputada, que advierte de que el reajuste afectara "al 95 por ciento de los que trabajan". "Parece que donde todo era excelencia, ahora no lo es tanto y parece que puede haber una irregularidad manifiesta en los despidos", sentencia.

Añade que aunque la red no es un organismo publico, está "sufragada en su totalidad por la Junta y desarrolla trabajos para ella, además a su presidente lo nombra la Junta". "No ha habido una buena gestión y se le puede llamar fraude a los trabajadores, a las empresas andaluzas por anunciar programas que no se realizan y a los andaluces por malgastar su dinero", declara.

Rico insiste en que la red ha supuesto coste de 50 millones para los andaluces y que su reordenación "no debe pasar solo por el despido de los trabajadores".

Ante las críticas realizadas por los diferentes diputados del PP y de IU, Ávila aseguró que los profesionales que terminan sus contratos "serán altamente demandados dada su cualificación" e instó al PP a que "haga lo que tengan que hacer si cree que son ilegales las actuaciones realizadas".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento