Mohamed ElBaradei habló en la reunión del comité de gobernadores de su Organización Internacional de Energía Atómica (OIEA), convocada un día después de que los planes nucleares de Irán se apuntaran una gran victoria con un acuerdo clave de suministro de carburante de uranio con Rusia.

'Seguiré pidiendo a Irán que sea más activo y que nos facilite la información que puede acelerar nuestro trabajo', dijo ElBaradei a los periodistas, añadiendo que se habían hecho progresos en la investigación sobre las actividades atómicas de Teherán.

'En algunos casos, la recepción de información está aún pendiente, lo que acaba por retrasar nuestro trabajo', dijo ElBaradei al comité de la OIEA.

'A la vista de la naturaleza no declarada de algunos aspectos significativos del programa nuclear iraní en el pasado, se ha creado un déficit de confianza, y por tanto es esencial que Irán trabaje más estrechamente con la organización y de una manera más activa'.

Irán, el segundo mayor productor de petróleo de la OPEP, dice que sus intenciones nucleares son pacíficas y están limitadas a la generación de electricidad. Washington dice que el programa es una fachada para fabricar una bomba.

ElBaradei dijo que la organización que dirige ha sido capaz de verificar la suspensión de actividades de Teherán relacionadas con el enriquecimiento de uranio, un proceso de purificación de uranio para utilizarlo como combustible para las plantas de energía nuclear o, cuando es altamente enriquecido, en armas.

Los 35 miembros del comité de la OIEA no esperaban aprobar ninguna resolución esta semana que condene a Irak o remita el caso al Consejo de Seguridad de la ONU para posibles sanciones, dijeron los diplomáticos.

La Unión Europea ha pedido a Irán que suspenda permanentemente el proceso si quiere acceder a incentivos económicos y políticos, incluidos acuerdos en telecomunicaciones y aeronáutica, además de posible entrada en la Organización Mundial del Comercio (OMC).

Washington dice que Teherán debe aceptar la oferta de la UE o enfrentarse a posibles sanciones del Consejo de Seguridad.

RUSIA-EEUU DISCREPAN SOBRE IRAN

The Washington Post informó de que EEUU, a petición de aliados claves europeos, estaba considerando seriamente unirse a la UE en su oferta de incentivos.

Irán, sin embargo, rechaza las demandas de la UE, diciendo que nunca abandonará el enriquecimiento de uranio y que los europeos deben aceptar un compromiso.

'De otra forma, tendrán que optar por una confrontación, que parece que es lo prefiere Estados Unidos, que nos llevaría a un situación de incertidumbre con consecuencias impredecibles para todo el mundo', dijo Sirus Naseri, un alto delegado en la reunión de la OIEA, a Reuters. 'Creo que los europeos optarán por la razón'.

Las autoridades iraníes se reunirán el próximo mes con homólogos de los 'tres grandes' de la UE - Reino Unido, Francia y Alemania - para una nueva ronda de conversaciones. El trío ha dicho a Irán que sólo el abandono del enriquecimiento de uranio puede convencer al mundo de que sus planes atómicos son pacíficos.

El acuerdo de suministro de combustible nuclear alcanzado entre Rusia e Irán el domingo abría el camino para el inicio de las obras de la primera planta atómica iraní el próximo año.

Un destacado senador republicano de EEUU dijo que Washington debería estudiar vetar a Rusia en la cumbre del G8 integrada por las naciones más poderosas para protestar contra las acciones de Moscú.

La próxima cumbre del Grupo de los Ocho, que incluye a Rusia, se celebra en julio.

/Por Louis Charbonneau/