Los grupos de Desarrollo Rural de C-LM deberán "redefinirse y adaptarse a la nueva situación económica", según la Junta

Los 29 grupos de acción rural de las cinco provincias de Castilla-La Mancha deberán "redefinir" sus estrategias y proyectos y "adaptarse" a la nueva situación económica, puesto que existe un "punto de inflexión" en las políticas de Desarrollo Rural debido a la complicación en el acceso a la financiación.

Los 29 grupos de acción rural de las cinco provincias de Castilla-La Mancha deberán "redefinir" sus estrategias y proyectos y "adaptarse" a la nueva situación económica, puesto que existe un "punto de inflexión" en las políticas de Desarrollo Rural debido a la complicación en el acceso a la financiación.

Estos conclusiones las ha ofrecido en declaraciones a los medios la directora general de Desarrollo Rural de la Consejería de Agricultura y Medio Ambiente, Ana Isabel Parras, tras la clausura de la jornada 'Cuestiones clave para el Desarrollo Rural más allá de 2013', organizada en Toledo por la Federación de Municipios y Provincias de Castilla-La Mancha (FEMP C-LM) y la Asociación para el Desarrollo Rural de Castilla-La Mancha (CEDERCAM).

Esta jornada tiene como objetivo el análisis de la situación actual y de las perspectivas de futuro a partir de 2013 en lo que se refiere a la situación del empleo en zonas rurales y a la financiación de empresas, fundamentalmente microempresas y pymes.

Para Parras, la jornada ha servido para ver "cómo trabajar para que realmente sea un desarrollo equilibrado y territorial, que posibilite que los pequeños municipios tengan servicios públicos, infraestructuras e igualdad de oportunidades", ha asegurado la directora general.

En este sentido, ha añadido que el objetivo es que "un habitante de un pequeño municipio que quiera seguir residiendo ahí lo pueda hacer en igualdad de condiciones a los del medio urbano".

En lo referente al empleo, ha indicado que los grupos de acción local generaron unos 6.000 puestos de trabajo directos entre el periodo de 2007 a 2010 en la aplicación de las políticas de Desarrollo Rural que estos llevan a cabo en 29 zonas de la región.

Ley de desarrollo sostenible

Por otro lado, la representante de la Consejería de Agricultura y Medio Ambiente se ha referido a la Ley de Desarrollo Sostenible del Medio Rural de 2007, que va a posibilitar la aplicación de 29 planes de zona en Castilla-La Mancha.

Estos planes, según ha explicado, deben servir para hacer infraestructuras, acometer servicios y solventar problemas como el del transporte público. Asimismo, se intentará aplicar la Ley de Dependencia, lo que "generará muchos empleos", ha aseverado Parras.

La Ley de Desarrollo Sostenible del Medio Rural proporcionará a Castilla-La Mancha 226 millones de euros, que se suman a los 153 que vienen gestionando los grupos de Acción Local.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento