Llegó ante la jueza entre aplausos

En libertad provisional sin fianza el empresario de Canals que mató a dos atracadores.
El yerno del fundador de Ferry’s dijo que se sentía «fuerte», pese a las heridas del asalto.
El yerno del fundador de Ferry’s dijo que se sentía «fuerte», pese a las heridas del asalto.
J. C. Cárdenas / Efe
¿Héroe o villano? Es el dilema que pesa sobre Francisco Ramírez, el empresario de Canals que, según ha reconocido su abogado, disparó y mató a dos supuestos atracadores que irrumpieron en su domicilio con la intención de desvalijarlo.

El hombre llegó ayer a los juzgados de Xàtiva entre los aplausos de una veintena de personas. Dijo que estaba «fuerte» pese a que, en el asalto, recibió un navajazo en el abdomen, golpes en la cabeza y se hizo un esguince.

La jueza le tomó declaración y decidió dejarlo en libertad provisional sin fianza después de imputarle dos delitos de homicidio.

Su pesadilla comenzó el miércoles pasado cuando ocho personas saltaron la valla del chalé donde vive y, supuestamente, entraron en la caseta del cuidador y de su hijo, los amordazaron y les arrebataron las llaves de la vivienda principal.

Una vez dentro, apresaron a Ramírez y a su mujer y le obligaron a subir al primer piso, donde suponían que estaban las joyas y el dinero. Allí, el empresario se hizo con una pistola y, según su letrado, disparó a los dos hombres que le acompañaban. El resto huyó. El abogado alega que actuó en legítima defensa.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento