El ex presidente de la Generalitat Jordi Pujol (CiU) ha lamentado este viernes que los defensores de la entente entre Catalunya y el resto de España se han encontrado ahora con "una barrera infranqueable", y ha reivindicado la necesidad de dejar atrás el victimismo y potenciar la confianza de Catalunya.

Lo ha dicho durante su intervención en un homenaje a Jaume Vicens Vives organizado por la Universitat Catalana d'Estiu (UCE) en Prada de Conflent (Francia), donde ha reivindicado el legado del historiador catalán y su contribución a "la definición y la supervivencia" de Catalunya.

"Los discípulos de Jaume Vicens Vives y de Salvador Espriu —que defendían la afirmación de Catalunya dentro de un marco español— nos encontramos con la necesidad de responder: ¿Y ahora qué? Porque el mensaje que ellos elaboraron y que nosotros intentamos aplicar y llevar más a fondo, se encuentra ahora con una barrera infranqueable", ha explicado.

Pese a que no ha querido ir más allá y ha dejado en manos de los jóvenes el buscar formas de superar la barrera, Pujol ha lamentado que, pese a la evolución vivida desde la muerte de Vicens Vives (1960), en los últimos años el marco español "ha cambiado de forma cada vez más negativa".

Pujol ha emplazado a que sea la propia sociedad quien lidere la recuperación de Catalunya igual que sucedió en anteriores etapas históricas, aunque ha asegurado que "un país que no tenga liderazgo no irá nunca hacia delante y no tendrá nunca unidad".

Releer a vicens vives

El ex presidente de la Generalitat ha señalado tres preguntas de gran vigencia que Vicens Vives ya planteaba para analizar la situación de Catalunya: cómo es realmente la población catalana, qué puede y no puede hacer, y que debería haber pasado o qué debe suceder para que las cosas sean diferentes.

Por ello, ha recomendado la relectura de las obras de Vicens Vives, y ha ensalzado su apuesta por dejar atrás el victimismo, analizar los puntos débiles de la sociedad catalana y levantar el optimismo de la identidad catalana.

Ha agradecido al historiador gerundense haber salvado a Catalunya del victimismo, porque "no sería bueno dar la culpa a los otros, puesto que esto te quita capacidad de reacción, voluntad y energías". Pujol ha remarcado también el realismo que pregonaba Vicens Vives, por lo que ha instado a reconocer siempre el peso de España.

"Los nacionalistas, y yo fundamentalmente lo soy, no podemos no tener en cuenta el peso de España, que no es un país cualquiera, igual que Catalunya tampoco lo es", ha afirmado, antes de decir que, en ocasiones, España "no se había portado bien con los catalanes".