La presidenta de la Asociación de Agencias de Viajes de Baleares (Aviba), Sylvia Riera, no tiene constancia de que se hayan registrado cancelaciones de viajes a destinos exóticos tras la catástrofe de la India, en la que murió la mallorquina Lourdes Morro.

Así lo ha asegurado Riera en declaraciones a Europa Press en las que ha señalado que no cree que se vayan a producir cancelaciones de las reservas de este tipo de viajes, dado que éstas suelen producirse cuando el Ministerio de Asuntos Exteriores recomienda no viajar a un determinado territorio.

En esta línea, ha añadido que no cree que vayan a haber cancelaciones mientras el Ministerio no desaconseje viajar a la zona y que, incluso, creería injustificado que se realizaran dichas cancelaciones sin haber una recomendación oficial. Riera ha precisado que si una región se encuentra en situación de riesgo es la propia agencia de viajes la que desaconseja en primera instancia el desplazamiento al lugar. "Antes de viajar, la agencia y los clientes se encargan de mirar las previsiones para evaluar los posibles riesgos", ha apostillado.

En cualquier caso, ha recalcado que el suceso de la India ha tenido lugar en "una zona muy concreta, con una orografía muy específica y a la que viaja un tipo de turismo muy concreto", que ha diferenciado del tradicional.

Por todo ello, ha reiterado que no cree que se vaya a producir una avalancha de cancelaciones, "incluso a pesar de que una de las víctimas haya sido una mallorquina".

Lourdes Morro desapareció el pasado 6 de agosto tras ser arrastrada por una avalancha de lodo que inundó el valle de Hinju, una región turística del Himalaya, cuando se encontraba de acampada junto a su marido. Su cuerpo fue encontrado el pasado lunes por una expedición francesa desplazada hasta la zona en busca de turistas galos.

Morro es la única víctima española fallecida en las inundaciones en la región de Ladakh, en el estado indio de Jammu-Cachemira (norte del país), donde quedaron atrapados por las inundaciones más de 150 españoles que practicaban 'trekking' en esa zona turística.