Díaz Ferrán
Gerardo Díaz Ferrán, durante su intervención en la presentación de un informe en Madrid. EFE

El presidente de CEOE, Gerardo Díaz Ferrán, considera positivo el dato del paro del mes de julio y prevé que las cifras de los próximos dos meses también lo sean por la temporada turística, si bien teme de que a partir del mes de octubre el número de desempleados vuelva a escalar, para terminar el año por encima de los 3.923.603 parados con lo que cerró 2009.

Díaz Ferrán se mostró "pesimista" respecto al empleo del último trimestre del año "Los datos de ahora son positivos porque estamos con la temporada turística, que crea mucho empleo, pero creo que son unos datos que no nos tienen que hacer pensar que (el paro) está solucionado", explicó Díaz Ferrán.

Así pues, el patrón de patronos se mostró "pesimista" respecto a las cifras de empleo del último trimestre del año, ante las "peores" previsiones del PIB que maneja la patronal, lejos del caída del 0,3% que estima el Ejecutivo.

En este sentido, Díaz Ferrán vinculó la consolidación del crecimiento en 2011 a las "medidas necesarias" que se acometan desde La Moncloa. "De que se tomen las medidas adecuadas, que se hagan reformas estructurales necesarias, que se ultime una buena reforma laboral, que se haga un buen acuerdo de la energía, de todo eso depende mucho de que podamos crecer más o menos en 2012", remarcó.

Se requiere de un plan "proactivo" tendente a reactivar la economía El líder de los empresarios insistió en rechazar el recorte del gasto vía inversión pública, en I+D+i o con la reducción del apoyo a la internacionalización, ya que, a su juicio, se requiere de un plan "proactivo" tendente a reactivar la economía.

"Si todo se hace adecuadamente, con un plan para ser proactivo para la reactivación de la economía y la creación de empleo, las cifras (de crecimiento) de 2011 pueden ser mejores", agregó Díaz Ferrán, para concluir con una nueva advertencia: "Si no se hace (plan de reformas) incluso las previsiones de crecimiento serán peores".