Las matriculaciones de automóviles en la Comunitat Valenciana se situaron en 6.857 unidades durante el pasado mes de julio, lo que se traduce en un descenso del 35,3 por ciento en comparación con las cifras del mismo mes del año anterior, según datos de las asociaciones de fabricantes (Anfac) y de vendedores (Ganvam).

Por provincias, las matriculaciones de vehículos en Alicante registraron una caída del 23,4 por ciento, hasta situarse en los 2.601 vehículos vendidos al cierre del pasado mes, debido al fin del Plan 2000E de ayudas a la compra y a la reciente subida del IVA.

Este descenso de las compras de vehículos en Alicante se debió, principalmente, al descenso de las ventas de turismos, que cayeron un 26 por ciento, hasta las 2.358 unidades vendidas. Asimismo, las adquisiciones de todoterrenos subieron un 17,4 por ciento, sumando 243 matriculaciones en julio.

Alicante concentró el 38 por ciento de las ventas registradas en la región, por detrás de Valencia, provincia que, con 3.249 unidades comercializadas, experimentó un descenso de las ventas del 45,5 por ciento durante el pasado mes.

En concreto, en Valencia las ventas han caído hasta situarse en los 3.249 vehículos vendidos al cierre del pasado mes. Este descenso de las compras de vehículos en Valencia se debió, principalmente, a la caída de las ventas de turismos, que se redujeron un 49,6 por ciento.

Por último, en Castellón las matriculaciones de turismos y todoterrenos registraron un descenso del 18,6 por ciento, hasta situarse en los 1.007 vehículos vendidos al cierre del pasado mes. Este descenso de las compras de vehículos en Castellón se debió, principalmente, al descenso de las ventas de turismos, que cayeron un 19,7 por ciento, hasta las 918 unidades vendidas.

Datos nacionales

En general, las matriculaciones de automóviles en el mercado español se situaron en 82.167 unidades durante el pasado mes de julio, lo que se traduce en un descenso del 24,1 por ciento en comparación con las cifras del mismo mes del ejercicio precedente, lo que pone fin a diez meses consecutivos de crecimiento de ventas.

Este descenso de ventas en julio fue consecuencia, principalmente, de la finalización del Plan 2000E y de la subida del IVA, lo que afectó especialmente a las entregas de vehículos en el canal de particulares, que experimentaron una reducción del 45,7 por ciento el mes pasado, con 41.863 unidades.

Pese al descenso de julio, en los siete primeros meses del presente año, las ventas de automóviles y todoterrenos en España alcanzaron 686.328 unidades, lo que representa un aumento del 26,8 por ciento respecto al mismo período del ejercicio anterior.

Las dos asociaciones indicaron que julio es "tradicionalmente" el mes del año con mayor volumen de ventas y afirmaron que las cifras contabilizadas durante el mes pasado están en niveles de 1995, al tiempo que resaltaron que la caída "se ha agudizado de forma alarmante en la segunda parte del mes".

Consulta aquí más noticias de Valencia.