Paco León caracterizado como Lisístrata.
Paco León caracterizado como Lisístrata. Manuel de los Galanes

Enfundado en un corpiño ajustado de cuero rojo, sobre unas plataformas de vértigo y dando, nunca mejor dicho, el do de pecho se encuentra estos días el actor Paco León. Él da vida a Lisístrata, la protagonista de la obra homónima de Aristófanes y el montaje estrella del Festival de Teatro Clásico de Mérida. Esta nueva adaptación del clásico, dirigida por el franco argentino Jérôme Savary y adaptada por el propio Savary y Joaquín Oristrell, es el estreno absoluto de esta edición.

Lo curioso del montaje es que, en esta ocasión, la obra está protagonizada sólo por hombres, tal y como se representaba hace 2.000 años en Grecia. En su deseo de rizar el rizo, Savary ha incorporado además al elenco a actores transexuales como Carla Antonelli. Todos ellos (ahora ellas) reivindican sobre el escenario el fin de la guerra de una curiosa manera: una huelga de piernas cruzadas, negándose a mantener relaciones sexuales con sus maridos hasta que estos no firmen la paz.

Tras el estreno de Lisístrata, el festival continuará hasta finales del mes de agosto con otras tres representaciones: Calígula, de Albert Camus, dirigida por Santiago Sánchez; la adaptación de Francisco Nieva de la Electra de Benito Pérez Galdós (protagonizada por Miguel Hermoso, Maru Valdivieso y Antonio Valero) y El avaro de Moliére con un peso pesado sobre el escenario, Juan Luis Galiardo.

Lisístrata. Hasta el 8 de agosto.
Calígula
. Del 11 al 15 de agosto.
Electra
. Del 19 al 22 de agosto.
El avaro
. Del 25 al 28 de agosto.

Más información:  www.festivaldemerida.es