La Consejería de Obras Publicas y Ordenación del Territorio llevará a cabo dos proyectos de mejora de las comunicaciones y la seguridad vial en el límite de la Región con Albacete (RM-B30) y en el entorno del río Argos (RM-B20), según han informado fuentes del Gobierno regional en un comunicado.

De este modo, las actuaciones cuentan con un presupuesto de licitación de 879.809 euros, y según el director general de Carreteras, José Guijarro, las mejoras proyectadas en estas dos carreteras están orientadas "a aumentar las condiciones de seguridad en medio millón de desplazamientos que tienen lugar por ellas cada año, además de que beneficiarán al turismo rural y ayudarán a la progresiva reducción de la siniestralidad en la comarca del Noroeste".

Las obras en la RM-B20, que comunica Cehegín con las pedanías de Canara y Valentín y que discurre paralela al río Argos, consisten en una mejora del trazado, tanto en planta como en alzado, por lo que se dotará a la vía de dos carriles de 3,5 metros de ancho, arcenes de un metro y bermas de 0,5 metros para la instalación de la correspondiente señalización y balizamiento. Asimismo, se renovará del sistema de drenaje y el asfaltado a lo largo de 170 metros.

Por su parte, en la carretera RM-B30, entre la pedanía moratallera de Benízar y el límite de la Región con la provincia de Albacete, se prevé la renovación del firme y el ensanche de la plataforma, de cinco a ocho metros. El objetivo es habilitar una calzada de dos carriles de 3,5 metros y arcenes de 0,5 metros.

Asimismo, la actuación se completará con la colocación de la correspondiente señalización, tanto horizontal como vertical, y el balizamiento, además de con la adecuación de los accesos a caminos y fincas colindantes.

En este sentido, la Dirección General de Carreteras finalizó el pasado mayo la construcción del nuevo Puente Santo, ubicado sobre el río Argos en la carretera RM-B21. El puente conecta el municipio con la vía que va de Caravaca de la Cruz a Jumilla (RM-714), para la mejora del acceso a Cehegín.

La actuación supuso la sustitución de la antigua pasarela por una infraestructura de 120 metros de longitud y 11 metros de ancho, con un carril de circulación en cada sentido para resolver el efecto cuello de botella que impedía el paso de dos vehículos a la vez.

"El compromiso de la Consejería es la mejora de la red de carreteras de la Comunidad, y por este motivo se realiza un esfuerzo continuo para ofrecer mayor comodidad y seguridad a los conductores en todos aquellos puntos en los que se considera necesario. En este caso, las obras mejorarán en gran medida las comunicaciones de Cehegín", ha concluido Guijarro.

Consulta aquí más noticias de Murcia.