La evolución de las obras de construcción de la Línea 1 del Tranvía de Zaragoza obligará a realizar este lunes, 2 de agosto, nuevos cortes de tráfico en algunas calles de la ciudad, que supondrán además desvíos en los itinerarios de tres líneas de bus urbano.

Así, los trabajos que se están llevando a cabo en el entorno de la avenida Fernando el Católico obligarán a proceder al corte de acceso a esta vía desde la calle Corona de Aragón, desviando el tráfico hacia Cortes de Aragón (sentido entrada a la ciudad) o Baltasar Gracián (sentido salida).

Lo mismo ocurrirá en el acceso a Fernando el Católico y la calle Tomás Bretón desde la calle Mariano Barbasán, que quedará completamente interrumpido. El tráfico se desviará por la calle Latassa. Los trabajos en esta parte de la ciudad se prolongarán durante aproximadamente un mes.

La calle Jerusalén también quedará cortada al tráfico durante al menos 15 días en su intersección con la avenida Isabel la Católica. En consecuencia, la calle Pedro el Grande pasará a ser transitoriamente una vía de doble sentido, habilitándose un carril en sentido Asín y Palacios.

El corte de la calle Jerusalén obligará a todos los vehículos que se dirijan al Hospital Miguel Servet desde este acceso a desviarse y seguir el itinerario por Asín y Palacios, Violante de Hungría e Isabel la Católica.

La calle General Capaz, ya en el zaragozano barrio de Casablanca, también quedará cortada al tráfico este en el tramo comprendido entre la calle Sagrada Familia y Vía Ibérica, informa el consistorio en un comunicado.

Por último, también se procederá a la interrupción del tráfico en la calle Desayuno con Diamantes, en Valdespartera, en el tramo por el que transcurre la línea del tranvía, entre las calles Cantando bajo la lluvia y Un Americano en París. El corte de este tramo coincidirá con la apertura del que hasta ahora se venía produciendo en la calle La Lista de Schindler.

Desvíos de autobuses

Los cortes de estas calles supondrán variaciones en los itinerarios de las líneas de autobús urbano 24, 45 y C5, así como cambios en algunas de sus paradas. Estas variaciones se prolongarán durante la ejecución de las obras, de modo que su finalización supondrá la vuelta a sus recorridos anteriores.

La línea 24, sentido Valdefierro, se desviará desde la calle Juan Pablo Bonet por las calles Martín Ruizanglada (antigua Alférez Provisional), Marcial, Calatayud y Baltasar Gracián para retomar su itinerario en la calle Tomás Bretón. Se suprimen las paradas en Mariano Barbasán 13 y Tomás Bretón 10 y se trasladan provisionalmente a Martín Ruizanglada y Baltasar Gracián 6.

Esta línea, sentido Las Fuentes, se desviará desde la calle Franco y López por avenida Valencia, avenida Goya y Tenor Fleta para retomar su recorrido. Se suprimen las paradas en Corona de Aragón 51, Corona de Aragón 33, San Juan de la Cruz 2, San Juan de la Cruz 26, Juan Pablo Bonet 23 y Camino de Las Torres 105, y se sitúan nuevas paradas de forma provisional en avenida Valencia 63, Goya 59 y Tenor Fleta 2.

Por su parte, el corte de la calle General Capaz supondrá que las líneas 45 y C5, a su salida de la calle Reyes de Aragón, circularán por Vía Ibérica, Argualas y Sagrada Familia, para recuperar su actual desvío en la calle Embarcadero. Este desvío no afecta a ninguna parada del recorrido.

Asimismo, coincidiendo con el corte de la calle Desayuno con Diamantes y la apertura de La Lista de Schindler, la línea C3 prolongará desde este lunes su recorrido por la calle Cantando bajo la lluvia para situar su nuevo terminal a la altura del número 58 de esta calle, y dar la vuelta a Un americano en París por la calle La lista de Schindler, en dirección al centro de la ciudad.

Otros cortes de tráfico

Además de los citados cortes de calles motivados por los trabajos de construcción de la Línea 1 del Tranvía y coincidiendo con el inicio de agosto, de menor intensidad del tráfico en la ciudad, este lunes también se van a llevar a cabo obras en otros puntos, que también acarrearán el corte de algunas calles.

Es el caso de las calles Pontevedra y Martínez Vargas, en Torrero, así como de la calle Centro, en Casablanca, entre Tomas Pelayo y Prado. El plazo estimado de estas actuaciones es de aproximadamente una semana.

En el primer caso, la realización de las obras obligarán a desviar las líneas de bus urbano 31, 42, C4 y N5, por las calles Lasierra Purroy y Lóbez Pueyo, suprimiendo además la parada situada en avenida América 83.

Por último, también este lunes, se iniciarán obras en la calle Doctor Iranzo, entre las calles Batalla de Lepanto y Cardenal Cisneros, que obligarán a desviar durante los 10 días que está previsto que se prolongue la intervención la línea 44 por las calles Compromiso de Caspe, Fray Luis Urbano y María de Aragón a Francisco de Quevedo.

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.