El delegado del Gobierno andaluz, Felipe López, acompañado del delegado provincial de Agricultura, Roque Lara, y junto al alcalde de Baeza (Jaén), Leocadio Marín, ha entregado 30 incentivos a otras tantas sociedades cooperativas de la provincia jiennense por valor de 4,38 millones de euros, para una inversión de 19,92 millones en 27 municipios.

Estas ayudas, cuyo principal objetivo se centra en la transformación y comercialización de productos agrícolas, forman parte del Programa de Desarrollo Rural de Andalucía, por lo que están cofinanciadas por el Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural (Feader), según precisó en un comunicado la Junta. Gracias a la inversión prevista, se van a llevar a cabo desde plantas depuradoras para aguas residuales; hasta la instalación de envasadoras; mejora general de instalaciones de las cooperativas; traslado de almazaras o ampliación de la capacidad de almacenamiento, entre otras cuestiones.

El delegado del Gobierno ha destacado en el acto el compromiso del Gobierno andaluz con el sector oleícola. "En esta legislatura, a pesar del contexto de crisis en el que nos movemos y que, por supuesto, también afecta al olivar, la Junta de Andalucía ha concedido un total de 62,4 millones a distintas sociedades cooperativas para su mejora y modernización, buscando la mayor competitividad y la optimización de la transformación y comercialización de nuestros aceites", ha señalado. "Unas cifras que se hacen realidad gracias a la apuesta de los oleicultores por modernizar y mejorar las instalaciones de sus almazaras mirando hacia el futuro", ha afirmado.

En este punto, López ha aludido a la importancia de introducir el componente de la innovación para afrontar con mayores garantías el futuro. "El ejemplo lo tenemos en las inversiones que protagonizarán estas 30 cooperativas, pero también en otros instrumentos que tiene a su disposición el sector, como el Centro Tecnológico del Aceite de Oliva, Citoliva, o el Parque Científico y Tecnológico Geolit", ha señalado.

El delegado se ha referido igualmente a la situación del mercado oleícola, que "están dominando sólo unos pocos en relación con los intereses de muchos" y ha incidido en la necesidad de la concentración de productores. "Lo que hace falta es que los que venden, producen y fabrican acaben teniendo una estrategia común, no para avasallar a nadie, pero sí para lograr que los intereses estén más equilibrados", ha afirmado.

En este sentido, López ha recordado que la convocatoria de ayudas de la Junta para la concentración de la oferta y la cooperación empresarial cuenta con el doble de presupuesto respecto al año pasado, hasta alcanzar los cinco millones. "Un ejemplo de este camino de aunar esfuerzos es la IGP, Indicación Geográfica Protegida, otra oportunidad, ya que se trata de un reconocimiento que no sería incompatible con las Denominaciones de Origen existentes y que, en todo caso, generaría un doble valor a los aceites", ha agregado.

El delegado ha manifestado que se debe apostar por la concentración desde la sostenibilidad ambiental, "porque la Unión Europea no va a apoyar un cultivo que no es respetuoso con nuestro entorno. Tenemos que ser capaces de crecer sin destruir", ha señalado en referencia al horizonte del 2013 y la reforma de la Política Agraria Común (PAC).

Por último, López ha hecho hincapié en la Ley del Olivar y su repercusión en el sector. "Esta normativa permitirá impulsar una actividad estratégica para provincias como la nuestra. Tiene que servir para poner todos los instrumentos que, desde lo público, puedan garantizar el futuro y las rentas de todos los olivareros andaluces", ha concluido.

Consulta aquí más noticias de Jaén.