El presidente de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán, ha subrayado hoy que el Ejecutivo regional ha dado un "sí rotundo a la estabilidad", pero también "crítico", a la propuesta del Gobierno central sobre el objetivo de estabilidad presupuestaria para las regiones y aprobado por el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF), ya que no se ha otorgado un tratamiento "diferencial" a Andalucía, a pesar de "tener dos puntos menos de endeudamiento que la media de las regiones".

Sin embargo, ha advirtió de que, aunque la propuesta andaluza de que el nivel de endeudamiento fuera "determinante para hacer un esfuerzo fiscal", no se ha aceptado por mayoría, "tampoco se ha hecho en Europa, por lo que tiene cierta coherencia con lo que ocurre a nivel europeo".

"No voy a perder, de ninguna manera, la oportunidad de decir en el órgano que tengo que decirlo, al Gobierno y las comunidades que Andalucía ha hecho los deberes y tiene un endeudamiento menor que el resto", ha recalcado Griñán, a preguntas de los periodistas, tras visitar una instalación agroenergética en El Coronil (Sevilla).

Así, ha explicado que la Junta expuso en el CPFF que quería un "tratamiento diferencial, aunque no se ha conseguido", por lo que se ha dado un "sí rotundo a la estabilidad y crítico en la medida en la que no se ha aceptado que Andalucía tiene una deuda infinitamente menor a la que tienen regiones como Valencia o Cataluña".

En este sentido, ha insistido en que ha existido un "sí rotundo" a la estabilidad presupuestaria y al objetivo de consolidación fiscal, además de a la "complicidad" de la Junta con el Gobierno para conseguir "el objetivo que ha procurado bajar la inversión de riesgo en España, que se estaba produciendo como consecuencia de los rumores infundados que se habían esparcido por los mercados financieros internacionales".

En este marco, ha valorado los test de estrés, donde España es el "único país" en el que han sido comprobadas todas sus entidades, que han resultado estar en "buenas condiciones frente a unas circunstancias que no se producirán en el futuro". "Se ha demostrado que España tenía unas entidades sólidas y solventes, como Andalucía", ha matizado.

Igualmente, ha señalado que no habrá "ningún problema" en devolver en cinco años los adelantos de la financiación autonómica al Gobierno. "No genera ningún problema, si la economía se recupera y, si no lo hace, habrá que hacer ajustes más duros, pero estoy seguro que 2011 será mejor que este año", ha concluído.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.