El Centro Sociosanitario El Pino, ubicado en Las Palmas de Gran Canaria, será inaugurado oficialmente "en su totalidad" a mediados del próximo mes de septiembre, a excepción de la planta séptima destinada a 37 personas con discapacidad, debido a que el Cabildo no ha logrado un acuerdo con el Gobierno regional sobre el coste de gestión.

Así lo afirmó hoy el presidente del Cabildo de Gran Canaria, José Miguel Pérez (PSC-PSOE), acompañado por el vicepresidente insular, Román Rodríguez (NC), y el consejero de Política Social y Sociosanitaria, Pedro Quevedo, en un acto de reconocimiento a la plataforma 'El Pino es nuestro' por su labor decisiva a la hora de recuperar esta infraestructura hospitalaria y destinarla a cubrir las necesidades sociosanitarias de la isla.

El consejero Pedro Quevedo recordó que la segunda fase de las obras del centro empezaron en 2007 y tenían que haber terminado en 2008, pero "material y físicamente era imposible", al tiempo que admitió que "probablemente se podía haber terminado antes si hubiese habido financiación".

Los trabajos en este edificio han supuesto una inversión global de 20 millones de euros, de los que 15 millones han sido aportados por el Cabildo, 3 millones el Gobierno regional y 1,8 millones el Ejecutivo central, según explicó José Miguel Pérez, que reconoció el papel del colectivo ciudadano "tras una batalla incansable para recuperar este inmueble y que tuviera un uso público".

El también secretario general del PSC-PSOE recordó que "hubo un intento en el anterior mandato de privatizar parte de estas instalaciones y eso se evitó porque las normas lo prohibían con claridad desde la época de José María Aznar como presidente del Gobierno central". "Ese intento retrasó muchísimo la puesta en funcionamiento y el inicio de las obras", arguyó.

Explicó que en septiembre el centro, que ya atiende a usuarios, abrirá en su totalidad, salvo la planta séptima ante la "imposibilidad" de lograr un acuerdo con el Ejecutivo regional "para establecer la cuantía del coste que tiene sostener las prestaciones que ahí se dan y el Cabildo no tiene recursos propios para abrirla por sí mismo".

Un total de 206

Plazas nuevas

Por su parte, el consejero de Política Social y Sociosanitaria, Pedro Quevedo, informó de que esta segunda fase supone la creación de 206 plazas nuevas y en total al final este centro albergará 396 plazas de distintos tipos "para no convertir esto en un macrocentro". Asimismo, generará 248 puestos de trabajo e implicará 6,5 millones de costo de gestión anual.

"Habrá personas que pueden estar en servicios de día con otras que están residenciadas, de esa manera generamos dinamismo en el centro y evitamos el encajonamiento de las personas", añadió.

Reconoció que la segunda etapa de los trabajos se iniciaron en 2007, pero "a los seis meses se detectó que era imposible cumplir con los plazos y recursos financieros".

Igualmente, estaba prevista una inversión de aproximadamente 11 millones de euros, pero ha terminado costando en torno a 20 millones, ya que la obra "ha necesitado irse ampliando en el tiempo porque había cosas que no estaban previstas por ejemplo instalar una cocina, en la que se invirtieron 1,9 millones", justificó.

Por su parte, el vicepresidente de la corporación insular, Román Rodríguez, subrayó los 40 años de historia del centro hospitalario, un edificio que "simboliza el compromiso con el Estado de Bienestar", apuntó. Asimismo, reiteró que, a pesar de la crisis, el Cabildo ha aumentado el gasto en los servicios sociales al considerar que es un servicio "esencial".

El presidente de la plataforma 'El Pino es nuestro', Antonio Castellano, incidió en la importancia de la apertura del inmueble para uso sociosanitario público y agradeció el esfuerzo de todas las personas que han apoyado dicha iniciativa.

Consulta aquí más noticias de Las Palmas.