La secretaria de Igualdad de UGT, Almudena Fontecha, ha pedido este miércoles a las comunidades contrarias a la Ley de Interrupción del Embarazo que ha entrado recientemente en vigor que respeten "las garantías de ejercer los derechos" que la normativa concede a las mujeres.

Ante la oposición de los gobiernos como el de Murcia y Navarra, Fontecha se aferró a que "las comunidades no son entes abstractos y, por tant, ningún gobernante puede plantear una objeción de conciencia a la hora discutir ninguna ley, como tampoco lo pueden hacer los ciudadanos".

Estas declaraciones se producían durante la presentación de la Escuela de Mujeres Dirigentes de UGT que celebra en Lugo su quinta edición a partir de este jueves y hasta el sábado. A los gobiernos autónomos les recuerda la "obligación" que tienen de "garantizar a todos los ciudadanos, en este caso a todas las ciudadanas, igualdad de trato y de oportunidades".

Almudena Fontecha ha aprovechado para reprochar el "oportunismo" por estas posiciones que proceden de gobiernos que dirige el PP, que no se hicieron efectivas cuando gobernaron en Madrid y mantuvieron la ley del aborto.

"Desde este punto de vista sus posiciones quedan absolutamente desacreditadas y ningún gobernante puede dar ningún ejemplo de objeción de conciencia a ninguna ley", ha dicho y agregado que, como ciudadana, exige "a todos los gobiernos que forman parte de la responsabilidad del Estado". "Como ciudadana tengo que tener las mismas garantías de ejercer los derechos que una ley concede", ha proclamado.

En la Escuela de Mujeres Dirigentes de la UGT participarán 160 altas representantes de este sindicato, siendo el eje sobre el que gire esta edición la huelga convocada el 29 de septiembre. Fontecha ha señalado que se trata de "llegar a todos los lugares" para poner de manifiesto el rechazo de este sindicato a la nueva reforma laboral y a las medidas económicas del gobierno. La clausura correrá a cargo del secretario general de la UGT, Cándido Méndez.

Consulta aquí más noticias de Lugo.