La cadena de supermercados Mercadona abrirá en un periodo de cinco años entre 17 y 20 nuevos establecimientos en Baleares, que se sumarán a los 36 ya existentes en las islas, lo que generará la creación de 600 nuevos puestos de trabajo fijo.

Así lo ha anunciado hoy el director general de Relaciones Externas de la entidad, Juan Antonio Germán, en la rueda de prensa convocada para dar a conocer el protocolo de colaboración firmado entre Mercadona y el Govern para el impulso económico de la Comunidad Autónoma.

La cadena ya ha solicitado en 2010 siete licencias para ampliar cinco supermercados y crear dos nuevas superficies en Palma, lo que la convierte en la primera (junto a otra corporación que ha pedido una) en llevar a cabo este tipo de actuaciones tras el levantamiento hace medio año de la moratoria comercial que impedía la entrada de grandes empresas al mercado balear.

El Ejecutivo autonómico, por su parte, pondrá a disposición de Mercadona el Servei d'Ocupació de les Illes Balears (SOIB) para facilitar la contratación de los nuevos empleados.

(

Habrá ampliación)