El delegado del Gobierno en la Comunitat Valenciana, Ricardo Peralta, ha considerado este miércoles que la operación policial llevada a cabo el martes en el Ayuntamiento de Orihuela (Alicante), ordenada por la Fiscalía Anticorrupción, se ha llevado a cabo "con eficacia y pleno respeto de los derechos" de las personas implicadas. Asimismo, ha insistido en que es la propia Policía la encargada de determinar el número de efectivos que necesita para que cada operación se desarrolle de forma eficaz.

Así se ha pronunciado Peralta tras la presentación de la campaña de seguridad para la náutica de recreo en la Comunitat, en relación a las críticas del PP por haber montado, a su juicio, un dispositivo policial "digno" de la detención de un comando de la banda terrorista ETA. En este sentido, ha recalcado que "cuando se pone en marcha un operativo, se hace con el número adecuado y suficiente de efectivos policiales".

"Para mí es un motivo de satisfacción extrema, no la actuación en sí, que me gustaría que no se produjera en la Comunitat Valenciana", ha declarado en relación al dispositivo el delegado del Gobierno, que ha agregado que, "si se produce una investigación judicial, hay que hacerlo con eficacia y pleno respeto de los derechos, como me consta que se ha hecho".

Por otra parte, preguntado por las informaciones aparecidas en los medios sobre la posibilidad de que el ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, hubiera avisado de antemano sobre las detenciones al líder del PP, Mariano Rajoy, el delegado se ha limitado a señalar que no tiene "ni la menor constancia" de ese hecho.

La operación policial llevada a cabo en Orihuela se saldó este martes con la detención de once personas —entre ellas el presidente de la Diputación de Alicante, José Joaquín Ripoll, ya en libertad— y la ejecución de 19 registros.

Consulta aquí más noticias de Valencia.