La firma automovilística francesa Citroën iniciará el próximo sábado las pruebas del coche de concepto eléctrico Survolt, presentado durante el pasado Salón Internacional de Ginebra, que realizará sus primeros recorridos como un vehículo de competición eléctrico en el Circuito francés de Le Mans, informó hoy la compañía en un comunicado.

Citroën afirmó que la utilización de una tecnología de propulsión 100% eléctrica le permite combinar unas características de deportividad y unas altas prestaciones con el respeto sobre el medio ambiente. Este modelo monta un chasis tubular, así como un fondo plano con extractor y una carrocería de carbono.

El nuevo vehículo de competición eléctrico de la marca del doble chevron desarrolla una potencia combinada de 300 caballos, que le permiten alcanzar una velocidad máxima de 260 kilómetros por hora, además de acelerar de cero a cien kilómetros por hora en 5 segundos.

El nuevo Citroën Survolt incorpora dos baterías de ión de litio de 140 kilogramos de peso cada una, que posibilitan que el coche pueda circular durante 200 kilómetros sin tener que parar a repostar. Este modelo se puede recargar en dos horas, con una alimentación específica, o en diez horas con una normal.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.