La zona sur de la provincia de Huesca rozará los 40 grados, debido a la ola de calor que afecta desde este miércoles al conjunto de la Comunidad aragonesa, por una masa de aire subsahariano en entrará en la Península.

El delegado territorial en Aragón de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), Amadeo Uriel, ha indicado que la ola de calor traerá consigo un aumento de las temperaturas.

"En el sur de Huesca empezaremos con 36 grados de máxima, pudiendo llegar a los 40 grados; a medida que nos vayamos desplazando hacia el norte de la provincia, se irán descontando entre dos y cuatro grados".

Uriel ha añadido que "va a hacer bastante calor" y, en Huesca, "las noches serán calurosas, pero en las localidades del Pirineo y Prepirineo, serán más llevaderas, con temperaturas mínimas por debajo de los 20 grados".

La ola de calor llega este miércoles, según las previsiones, mientras que las temperaturas más altas se alcanzarán el viernes y el sábado, 9 y 10 de julio.

El delegado territorial de la Aemet ha subrayado que este miércoles y jueves las temperaturas "irán aumentando y serán más agobiantes el viernes y el sábado". A partir del domingo, las temperaturas irán bajando aunque no demasiado". Después de este episodio, las temperaturas quedarán algo por encima de las que se han registrado al inicio de esta semana".

PRECAUCIONES

Amadeo Uriel ha asegurado que esta situación que se va vivir a partir de este miércoles es "normal en verano", pero "es necesario dar el aviso para alertar, sobre todo, a determinados sectores de la población, para que adopten las precauciones pertinentes".

Entre las recomendaciones, el delegado de la Aemet ha insistido en la atención que hay que prestar a los niños y personas mayores, así como a las personas que trabajen al aire libre.

Uriel ha recordado la importancia de evitar salir a la calle a realizar actividades en las horas centrales del día, entre las 14.00 y las 16.00 horas, y si hay que hacerlo "hay que hidratarse, beber mucha agua, protegerse la cabeza del sol, usar gafas y cremas de protección".

Según las previsiones, "la ola de calor puede volver a tener un repunte a finales de julio, que será un mes caluroso y lluvioso, mientras que agosto será algo más fresquito", ha concluido Amadeo Uriel.

Consulta aquí más noticias de Huesca.