La conselleira de Facenda, Marta Fernández Currás, ha celebrado hoy, haciéndose eco de una información difundida por la Radio Galega, que el Tribunal Constitucional (TC) vaya a levantar "en los próximos días" la suspensión sobre ocho de los 11 preceptos de la Ley de Cajas de Galicia recurridos por el Gobierno central, pero garantizó que esta decisión no afectará al acuerdo de fusión cerrado entre Caixa Galicia y Caixanova, para el que prometió "estabilidad jurídica".

"Si se confirma, sólo podemos congratularnos de esto", ha proclamado Fernández Currás, en declaraciones a los medios, antes de ejercer como madrina de la primera promoción del Grado en Economía de la Universidade de Santiago de Compostela (USC). "Y ratificarnos en lo que siempre pensamos: que es perfectamente constitucional y perfectamente comparable con el contenido de la Ley de Órganos Rectores de Cajas de Ahorros (Lorca) y con las normas de otras comunidades", ha añadido.

En todo caso, preguntada por la aplicación de los artículos cuya suspensión se levanta —entre los que se incluye la renovación de los órganos de gobierno o la composición de la asamblea general de las entidades—, ha dicho que el actual contexto es "perfectamente distinto" al que existía cuando PPdeG y BNG aprobaron la ley, en diciembre de 2009, en referencia a que el acuerdo para de fusión de Caixa Galicia y Caixanova está cerrado.

La titular de Facenda ha destacado que el acuerdo de integración entre ambas entidades es "la principal decisión estratégica de la reciente historia económica" de la comunidad, antes de asegurar que dar "estabilidad y seguridad jurídica" para esta fusión es "interés de todos", por lo que ha comprometido que la Xunta "tomará las decisiones precisas para garantizar esa estabilidad jurídica".

También ha señalado que la fusión de las cajas gallegas es un proceso "extraordinario" y que se podía llevar adelante "con la ley antigua y con la nueva". "Siempre dijimos que una fusión se podía conseguir con los preceptos que hay sobre la mesa y es lo que estamos haciendo", ha sentenciado, antes de aludir al "período transitorio" que —insiste Facenda— es "el que hace posible su seguridad jurídica".

órganos de gobierno "blindados"

De hecho, el departamento que dirige Currás ha reiterado en varias ocasiones que el artículo 53 de la Ley de Cajas de Galicia —que se mantuvo en la última norma aprobada en el Parlamento sin el respaldo del PSdeG— establece un período transitorio en el que, permaneciendo los órganos de gobierno, no se producirá ninguna renovación de sus miembros hasta que termine dicho período, que será de tres años en el caso de la fusión entre Caixa Galicia y Caixanova.

En concreto, el artículo 53 constata que "transitoriamente, en los casos de fusión, el número de consejeros generales podrá alcanzar la suma de los consejeros de las cajas que se fusionan hasta que, dentro del plazo que señale el acuerdo de fusión, se constituyan los órganos definitivos de la entidad resultante".

Del mismo modo, fuentes de las cajas gallegas explicaron a Europa Press que, adopte la decisión que adopte el TC, no existe incertidumbre acerca del proceso de integración, puesto que sus asesores jurídicos avalan que cualquiera de los marcos legales prevé que, si se abre un proceso de fusión, quede en suspenso la aplicación de la renovación de los órganos de dirección.

Así, coinciden con la Xunta en que el protocolo de fusión mantiene "blindados" los órganos directivos durante los próximos tres años, período de transición pactado para la fusión de Caixa Galicia y Caixanova, durante el cual se acordó que la caja integrada contará con José Luis Pego como director general y con Javier García de Paredes como adjunto. Por su parte, Julio Fernández Gayoso ejercerá como copresidente en el primer periodo de 18 meses y queda por confirmar a quién designa Caixa Galicia para el segundo tramo.

Independencia del tc

Al margen de la aplicación de los artículos "más polémicos", en palabras de la propia conselleira, ésta ha insistido en que, si se confirma lo avanzado hoy por la radio autonómica, el Alto Tribunal "daría la razón" a las tesis mantenidas por la Xunta frente a las del Ejecutivo central, que decidió recurrir parte de la norma.

En concreto, la Radio Galega ha avanzado que el TC aclarará que no aprecia "indicios de inconstitucionalidad" en puntos como la renovación de los órganos de gobierno, la composición de la asamblea general o las limitaciones para tener más de un representante en el consejo de administración.

Del mismo modo, el Alto Tribunal autorizaría la regulación del carácter constitutivo del registro de altos cargos, la composición de la asamblea general y los quórum requeridos para los acuerdos de fusión. Además, se aceptaría como constitucional la limitación para tener más de un representante en el consejo de administración, la preceptiva autorización de la Xunta de los presupuestos de la Obra Social y el sistema de renovación de los órganos de gobierno en el plazo de dos meses desde la entrada en vigor de la ley.

Frente a ello, el TC mantendría la suspensión de tres artículos que regulan las competencias en el caso de déficit patrimonial de las entidades, de las atribuciones de la asamblea general en el nombramiento de los miembros del consejo de administración y la autorización de los sistemas institucionales de protección.

Según Fernández Currás, estos tres puntos que se mantendrían suspendidos cautelarmente "ya estaban transaccionados" con el Gobierno central en el seno de la Comisión Bilateral del mes de febrero.

Independencia del tc

Preguntada por si el cierre del acuerdo de fusión podría haber influido en la decisión del TC, la conselleira ha asegurado que "no tiene por qué" y se ha reafirmado en que los autos del tribunal son "garantes" de la constitucionalidad de las leyes españolas. "Creo que si el Constitucional viese alguna deficiencia actuaría en consecuencia", ha apostillado.

Según supuso, el TC tendrá "ahora" analizados los preceptos en relación "a la compatibilidad del Estatuto con la Constitución y el reparto constitucional que se deriva de este entramado normativo". En todo caso, ha manifestado su confianza en que la lectura del auto aclare todos los extremos.

"sólo hablo de la graduación"

En el acto en el que la responsable de Facenda, Marta Fernández Currás, y el titular de Educación, Jesús Vázquez, ejercieron de padrinos, también ha participado el director general de Caixa Galicia, José Luis Méndez, aunque esta vez en calidad de padre de uno de los jóvenes que se graduaban.

De hecho, bromeó con los periodistas que se habían desplazado a la Facultad de Ciencias Económicas para recoger las declaraciones de la conselleira, y que le interrogaron sobre la decisión del TC, asegurando que él este viernes sólo hablaría "de su hijo y de la graduación".

Consulta aquí más noticias de A Coruña.