El secretario general de COAG-IR en Castilla-La Mancha, Alfonso Marín, ha trasladado al consejero de Agricultura y Medio Ambiente, José Luis Martínez Guijarro, la necesidad de asegurar la rentabilidad de las explotaciones para mantener la actividad agropecuaria y generar riqueza en las poblaciones.

Marín, que no termina de entender que la rentabilidad de las explotaciones no figure entre los pilares básicos de futura Política Agraria Comunitaria (PAC), considera que ésta es imprescindible para Castilla-La Mancha, una región en la que el sector primario, pese a su gran peso específico, no tiene garantizada su renta mínima, según ha informado en nota de prensa la organización.

No obstante, ha subrayado que el comisario europeo de Agricultura, Dacian Ciolos, está estudiando la posibilidad de poner en marcha un seguro que garantice un mínimo de ingresos económicos al agricultor y al ganadero, "si, como en la actualidad, el coste de producción es superior al que precio que percibimos en el mercado".

Además de esta medida que ya se está aplicando en Canadá y Estados Unidos, en su primer encuentro con el consejero de Agricultura y Medio Ambiente, Marín y los miembros de la nueva junta directiva de la organización agraria, analizaron la situación actual del sector y le entregaron un documento en el que se recogen sus principales inquietudes, entre las que destaca el Plan Estratégico Vitivinícola.

Para COAG-IR, los objetivos del plan no se deberían desvirtuar concentrándose únicamente en mejorar la situación del mercado del vino, sino que ésta repercuta también en una mejora proporcional de los ingresos de los viticultores mediante los precios de la uva.

Entre las reivindicaciones de COAG-IR figura también

la necesidad de instar al Consorcio del Plan Especial del Alto Guadiana y a la Confederación a que lleve a cabo el proceso de regularización, a acelerar el funcionamiento del programa de adquisición de derechos, y a definir y poner en marcha el programa complementario de reforestación.

Asimismo, la organización agraria ha vuelto a pedir que se inste al Ministerio a que autorice el almacenamiento privado del aceite ,en la conveniencia de mantener el Control Integrado de Olivar como otra opción más para los olivicultores de la región y en la indefensión de los productores de leche frente a la industria.

Consulta aquí más noticias de Toledo.