El Cuerpo General de la Policía Canaria (CGPC) ha trabajado, desde el inicio, en la preparación del dispositivo de seguridad de la Bajada de la Virgen, en Santa Cruz de La Palma, bajo la dirección del alcalde del municipio como presidente de la Junta Local de Seguridad, según informó el cuerpo en un comunicado.

Los contactos se iniciaron en el mes de mayo, con una reunión de la directora general de Seguridad y Emergencias, Carmen Delia González, con el alcalde de Santa Cruz de La Palma, Juan Ramón Felipe, y su concejal de Policía, José Carlos Matos, en la que se establecieron las líneas generales de colaboración.

Posteriormente, el subcomisario del Cuerpo General de la Policía Canaria, Blas Hernández, participó, el pasado 21 de junio, en la reunión en la que se acordaron todas las actuaciones que realizaría el dispositivo de seguridad.

En este encuentro, que estuvo presidido por el alcalde del municipio, participaron además el concejal de Seguridad, José Carlos Matos, el jefe de la Policía Local de Santa Cruz de La Palma, el director insular de la Administración del Estado en la isla, así como representantes de Guardia Civil y Cuerpo Nacional de la Policía.

El pasado lunes, 28 de junio, tuvo lugar la Junta Local de Seguridad en la que se ratificaron todos los acuerdos alcanzados en la reunión previa del 21 de junio. Por parte del Gobierno de Canarias asistió un representante de la Dirección General de Seguridad y Emergencias, dado que el comisario jefe del Cuerpo General de la Policía Canaria y el subcomisario se encontraban en la preparación del acto de promoción del nuevo cuerpo policial.

Fruto de este trabajo previo, el comisario jefe del Cuerpo General de la Policía Canaria, Ignacio Badenas, y el jefe de la Policía Local de Santa Cruz de La Palma, Eduardo Pérez, firman hoy un protocolo de coordinación operativa con el fin de dar cumplimiento a las previsiones en materia de seguridad pública durante la celebración de estas fiestas.

Paralelamente, se está celebrando una reunión de carácter técnico, acordada en la Junta Local de Seguridad, con representantes de todos los cuerpos de seguridad y emergencia que participarán en la Bajada de la Virgen, con la excepción de la Guardia Civil y el Cuerpo Nacional de Policía que no han asistido.