La secretaria general de CCOO, Katiana Vicens, ha criticado este viernes que los últimos datos del paro, referidos al mes de junio, revelan que el mercado laboral de Baleares continúa destruyendo ocupación "sin indicios de cambio de tendencia", teniendo en cuenta que las islas siguen siendo la segunda Comunidad donde más crece el desempleo en comparación al mismo periodo de 2009.

En un comunicado, Vicens ha valorado así los datos ofrecidos esta mañana por el Ministerio de Trabajo e Inmigración, que reflejan que el número de parados registrados en las oficinas del Servei d'Ocupació de les Illes Balears (SOIB) bajó en 3.878 personas en junio respecto al mes de mayo, con lo que el volumen total de desempleados se situó en 73.917 personas.

No obstante, en relación al mismo mes del año 2009, el paro subió en las islas en 9.757 personas, un 15,21 por ciento más, lo que convierte a Baleares en la segunda Comunidad Autónoma donde más crece el paro en cifras interanuales, sólo superada por Murcia (17,86 por ciento).

Para la dirigente sindical, el hecho de que la evolución mensual continúe siendo positiva como respuesta a la actividad estacional, por lo que ha remarcado que esta bajada del paro respecto al mes de mayo "no indica un cambio de ciclo".

Respecto a la contratación, Vicens ha destacado que en el mes de junio, se han registrado un total de 36.516 contratos, mientras que la demanda de ocupación ha bajado respecto al mes de mayo en un 3,4 por ciento (-1.286), lo que, a su juicio, pone de manifiesto que "no se están produciendo nuevas incorporaciones al mercado de trabajo".

Además, ha señalado que respecto al 2009, la contratación también se ha reducido en un 1,81 por ciento (674 contratos menos), mientras que, por el contrario, la tasa de temporalidad contractual se incrementa, después de que en junio se contabilizaran 3.160 contratos indefinidos y 33.356 temporales en las islas.

En este sentido, Vicens ha censurado que estos datos de contratación indican un "uso abusivo" de la temporalidad y ha advertido de que la nueva reforma laboral "no hará más que agravar esta situación manteniendo la temporalidad como puerta de entrada al mercado de trabajo".

"El mantenimiento de las tasas de temporalidad nos alejan del necesario cambio del modelo productivo basado en una ocupación estable y de calidad, que es el elemento necesario para la mejora de la productividad y competitividad de nuestra economía", ha sostenido la secretaria general de CCOO en Baleares.

Finalmente, ha subrayado que los datos "más preocupantes" continúan siendo el número de personas que se encuentran en el paro (73.917) y la "incapacidad de nuestra economía de crear ocupación, lo que apunta a un aumento del desempleo de larga duración".