A preguntas de los medios, tras una rueda de prensa junto al delegado del Gobierno en la región, Máximo Díaz-Cano, ha señalado que la previsión de tres meses que se dio para terminar los trabajos "todavía no se ha cumplido", por lo que se terminará en el tiempo establecido.

Ha recordado que "se hizo una actuación muy rápida de desmontaje del anterior puente por una razón por seguridad del tráfico que circulaba, que era insoportable", y ha añadió que "se montó en un fin de semana, que no provocó ningún problema en el tráfico".

Corrochano ha desvelado que es en talleres de Asturias donde "están confeccionando las piezas que han de trasladarse", y luego "venir aquí, terminar de montar, soldar y establecer el tablero de rodadura que es la fase final".

Consulta aquí más noticias de Toledo.