Los atascos diarios en Guadalmar podrían agravarse a medida que la ciudad crece hacia el oeste. Para reducir los  actuales colapsos de tráfico y aliviar los del futuro, el Ayuntamiento quiere construir un nuevo puente sobre el Guadalhorce.

Conectaría la margen derecha del cauce y Guadalmar con el polígono industrial del Guadalhorce, según dijo ayer el concejal de Urbanismo. Once millones de personas pasarán cada año por la que será una nueva zona comercial en unos años.

Las obras podrían comenzar a finales de este año y durarían otros dos... Todo ello si no se presentan alegaciones importantes.
El viaducto tendría dos sentidos con dos carriles en cada uno.

¿Cuánto costará? El Ayuntamiento no lo ha dicho. Pero el resto de las reformas viarias en la zona necesitarían entre nueve y doce millones de euros. El 60% de esta cantidad la pagan los promotores de los centros comerciales y de ocio ubicados o que estarán en Guadalmar.

Por su parte, el PSOE aseguró a 20 minutos que hacer  el puente sería muy complejo técnicamente y que la hiperronda ocupará esa zona.

Conectar N-340 y a-7

Entre Campamento Benítez y Plaza Mayor: Se demolerá el puente sobre el que pasa el tren y se construirá otro con más carriles. Se prevé un paso inferior entre la N-340 y San Julián.

Carretera de Guadalmar: Se duplicarán los carriles y se reordenará el acceso al aeropuerto.

No más charcos

La imagen se repite cada vez que llueve a raudales. El único acceso al aeropuerto en coche (sur) se llena de charcos e impide la circulación. Para evitarlo, el Ayuntamiento planea construir un canal de desagüe. Así se evacuarán las aguas que se estacan en la zona. Además, el Ayuntamiento apostó por una segunda entrada a las terminales por el norte (desde la futura hiperronda).