En 1954, en un hotel campestre a las afueras de Arnhem (Holanda), se celebró una reunión de mandatarios europeos y de EE UU dispuestos a unir lazos entre ambos lados del Atlántico. Aquella cita, en el hotel Bilderberg, era un encuentro privado, al que se asistía por invitación. El llamado Grupo Bilderberg, reunido estos días en Sitges (Barcelona), sigue esa misma política.

Cada año, personalidades políticas, empresariales, mediáticas e intelectuales se sientan para compartir puntos de vista. La lista de los miembros de este selecto club de poderosos no es pública, pero se filtra de manera extraoficial sin que llegue a poderse comprobar finalmente quién acude y quién no. Cryptome, una web estadounidense especializada en publicar documentos clasificados, ha sacado a la luz la de la cita de Sitges. Según ésta, asisten la Reina Sofía –que ya estuvo el año pasado en la cita de Grecia–, los presidentes del grupo Prisa, Juan Luis Cebrián, de Acciona, José Manuel Entrecanales, y el ex ministro de Economía Pedro Solbes. Entre los nombres internacionales, el presidente del Banco Central Europeo, el del Banco Mundial, el vicesecretario de Estado de EE UU, la directora ejecutiva del Programa Mundial de Alimentos de la ONU, los consejeros delegados de Coca-Cola y de la farmacéutica Novartis, etc.

Entre los habituales se cuenta también uno de los hombres de Zapatero, Bernardino León. Pero en esta ocasión también asistirá el presidente, que, según fuentes diplomáticas citadas por Europa Press, defenderá la "credibilidad y confianza" de la economía española.

El secretismo manda

A diferencia de otros encuentros internacionales de alto nivel, no hay periodistas acreditados (aunque sí invitados), ni declaraciones, ni fotos, ni los asistentes explican de qué se habla. El silencio es la norma, lo que ha alimentado los rumores, como su responsabilidad en la crisis y en la creación de la figura de Obama, y su imagen de Gobierno mundial en la sombra.

No es la única entidad de este tipo. La Comisión Trilateral y el estadounidense Bohemian Club son similares: poderosos y discretos.