El PSOE de Marbella (Málaga) exigió hoy al equipo de gobierno que exima de abonar las compensaciones por la regularización de las viviendas a los compradores "de buena fe" y anunció que la formación local iniciará una campaña informativa dirigida a los propietarios de los inmuebles que se encuentran en situación irregular con el objeto de informarles sobre sus derechos.

Esta campaña se inicia, según el secretario general del PSOE de Marbella, José Bernal, después de que el edil de Urbanismo, Pablo Moro, "no descartase" en una reunión celebrada la pasada semana que los propietarios tuvieran que hacerse cargo de las compensaciones, pese a que la alcaldesa "ha repetido hasta la saciedad que en ningún caso serían estos los que asumirían el abono de las mismas".

Bernal recordó en rueda de prensa que el PSOE ya solicitó a la alcaldesa que persiguiera a los promotores "hasta las últimas consecuencias, con la finalidad de que sean estos los que corran con el coste de las regularizaciones", y acusó a Ángeles Muñoz de "mentir" después de que el Consistorio "no descarte que sean los terceros de buena fe los que tengan que asumir las compensaciones".

Asimsimo, afirmó que en diciembre de 2008, la alcaldesa firmó una carta que dirigió a todos los propietarios afectados en la que "de nuevo aseguraba que se habían introducido en el PGOU unas supuestas garantías jurídicas que eximían del pago a los terceros de buena fe".

El secretario general de los socialistas calificó de "incomprensible" que Ángeles Muñoz "negociase en su día las compensaciones con los promotores y no se sentase con los terceros afectados", por lo que aseguró que el PSOE exigirá "que se nos aporte el listado de todos los acuerdos que Ángeles Muñoz ha alcanzado con los diferentes promotores originales de edificaciones irregulares".

Por su parte, la portavoz del grupo municipal socialista, Susana Radío, afirmó que la alcaldesa "ha dado todas las facilidades a los promotores" y criticó que a día de hoy "no conocemos la situación exacta de quién tiene que asumir las compensaciones".

Por último, lamentó que Muñoz haya otorgado un plazo de un año a los promotores, prorrogable a otro año más, para que asuman estas compensaciones, "cuando habría que haber sido más exigentes y en un plazo máximo de dos meses reclamar que la compensación se hubiera llevado a efecto".PP

Por su parte, el concejal de Urbanismo, Pablo Moro, negó, a través de un comunicado, que el equipo de gobierno "haya hablado, en ningún caso, de que los vecinos tengan que asumir las cargas económicas" y recordó que, por el contrario, "ha sido el único que ha defendido siempre los derechos de los compradores de buena fe, manteniendo una postura férrea en este sentido y consiguiendo además la regularización de 16.000 viviendas en el nuevo Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) frente a la política de demoliciones del PSOE".

En este sentido, criticó que la estrategia que llevan a cabo los socialistas "ya no resulta creíble" y exigió al PSOE local a que actúe "con decencia política y moral, por una vez, y que deje de utilizar la preocupación lógica que tienen los vecinos afectados".

Por último, Moro señaló al PSOE que si desea tener información sobre reuniones y acuerdos con promotores, debe solicitarlos al equipo redactor del Plan que, como recordó, "fue el que —avalado por la Junta— redactó el documento, tras la retirada de las competencias urbanísticas del Ejecutivo autonómico al Consistorio marbellí".

Consulta aquí más noticias de Málaga.